Cientos de refugios no cuentan con generadores eléctricos y reservas de agua

Así lo detalló la Guardia Nacional en vista pública

Por CyberNews

El general José Reyes, jefe de la Guardia Nacional de Puerto Rico (GNPR), depuso hoy martes, ante la Comisión de Preparación ante una Emergencia de la Cámara de Representantes.

Allí informó que, previo al inicio de la temporada de huracanes, el DE y el Departamento de la Vivienda (DV) identificaron sobre 300 refugios disponibles, de los cuales 100 cuentan con generadores eléctricos y reservas de agua.

Luego de una reunión realizada el lunes, la Guardia Nacional discutiría nuevamente esta tarde con ambas agencias el plan de contingencia y actualizarían la lista de refugios. Además, discutirán el proceso de reparación de las escuelas con columnas cortas y aquellos planteles afectados por los sismos del 2020.

“Ya comenzó la temporada de huracanes, en mi distrito sigue temblando, y todavía no ha terminado la pandemia. Nosotros podríamos, en cualquier momento, tener una catástrofe de un huracán, mientras está temblando en medio de una pandemia. Parece apocalíptico, pero es algo que podría suceder”, señaló José “Cheito” Rivera Madera, representante del Distrito 23 que constituye los municipios localizados en la llamada “zona cero” donde ocurrieron los terremotos.

Reyes también destacó que la Guardia Nacional adquirió, en coordinación con FEMA, cuatro refugios portátiles que podrán ser utilizados tanto para emergencias por huracanes como por terremotos. Estas estructuras cuentan con cocina, baño, enseres de lavandería, entre otros equipos. Cada uno podría alojar hasta un máximo de 300 personas, pero por motivo de la pandemia se ha reducido la potencial capacidad a 120.

“Cualquier de esos (refugios), si hubiera una emergencia en este momento, se podría instalar en un periodo de 24 horas o menos”, dijo el Ayudante.

Aunque Familia no contempla un plan de carácter catastrófico individual, la agencia aseguró que revisó y actualizó su Plan Operacional de Emergencias tras los huracanes de 2017. El documento fue aprobado por el Negociado de Manejo de Emergencias y Administración de Desastres (NMEAD).

De igual forma, la AAA aclaró que, como parte de la preparación para la temporada de huracanes, la corporación activa el Procedimiento Operacional de Emergencias para Perturbaciones Atmosféricas Mayores, el cual establece los pasos a realizar antes, durante y después de un evento atmosférico para todo el componente operacional.

“Esta comisión está evaluando todos los procesos de emergencias. Hemos ya encontrado que hay un sinnúmero de detalles que no están funcionales en el gobierno, en términos de las emergencias. Hay unos fondos federales que se están perdiendo por la estructura como está en este momento”, mencionó el representante Ortiz Lugo sobre el proceso de vistas públicas y oculares.

“Hay unas cositas que hay que ajustar. Es sentarnos, discutirlo, ver las oportunidades que tenemos para mejorar y reestructurar lo que tengamos que reestructurar… Lo importante es ir con visión hacia el futuro de cómo podemos mantener los sistemas de emergencia al día”, sostuvo el Legislador.

Guardia Nacional dice estar lista para cualquier desastre

El general Reyes, afirmó que la milicia de Puerto Rico está preparada para atender una emergencia nacional producto de un fenómeno natural u otra eventualidad.

En pleno inicio de la temporada de huracanes, la aseveración del Ayudante General surgió en un interrogatorio dirigido por los legisladores que investigan el estado de los recursos públicos y privados con los que cuenta el gobierno para responder ante una situación de emergencia nacional mediante la Resolución de la Cámara 215.

Además de la Guardia Nacional, las principales agencias del gobierno sometieron sus extensos planes de emergencia, conocido en las respectivas dependencias como el Plan Operacional para Emergencias e Incidentes Catastróficos (POEIC). Este plan es preparado y luego aprobado según los requerimientos del Departamento de Seguridad Nacional (DHS, en inglés) y la Agencia Federal para el Manejo de Emergencias (FEMA, en inglés).

Entre las agencias que comparecieron a la vista pública celebrada este martes se encuentran el Departamento de la Familia (DF), el Departamento de Educación (DE), el Departamento de Salud (DS) y la Autoridad de Acueductos y Alcantarillados (AAA).

“Yo lo que quiero saber de ustedes es si hoy estamos listos para enfrentar una emergencia. No es que la agencia tenga un plan. Es que vamos a suponer que el Departamento de la Familia tenga en sus almacenes recursos suficientes para poder enfrentar una emergencia y comenzar una distribución de manera inmediata. En el caso del Departamento de Salud, si tiene los medicamentos suficientes y que los CDT (Centro de Diagnóstico y Tratamiento) de la isla van a disponer de una repartición inmediata de recursos”, cuestionó el representante Carlos “Johnny” Méndez Núñez.

“En el caso de la Guardia Nacional, estamos listos”, respondió Reyes. El resto de los deponentes, sin embargo, no respondieron a la pregunta del legislador.

Te recomendamos:

Como parte de su presentación, la GNPR entregó una decena de planes de emergencia evaluados y validados por las autoridades militares. Según el ayudante general, estos documentos incorporan las lecciones aprendidas durante los huracanes Irma y María en 2017, así como los planes estratégicos desarrollados a raíz de los temblores que sacudieron el sur de la isla el año pasado.

A pesar de que la Guardia Nacional ha estado envuelta en operaciones de respuesta a la emergencia por el COVID-19, desde septiembre de 2020 el cuerpo militar ha brindado apoyo a varios municipios para remover escombros como parte de los esfuerzos de mitigación de inundaciones durante la temporada de huracanes.

De igual forma, luego del paso del huracán María, solicitaron conducir dos ejercicios de respuesta de emergencia nacional conocidos como “Vigilant Guard”, que combina agencias federales, el Departamento de la Defensa, agencias estatales, el Negociado de la Guardia Nacional, entre otras, para mejorar las capacidades de respuesta gubernamental ante un evento catastrófico. El primero de estos ejercicios, indicó Reyes, fue llevado a cabo en marzo de 2019 y el próximo será el próximo agosto.

Reyes explicó que, dentro de los planes de emergencia, la Guardia Nacional identificó las necesidades de Puerto Rico en cuanto al equipo de emergencia en la eventualidad de un huracán. En el caso de un ciclón de categoría 1 a 3, la Guardia Nacional estaría lista para asistir alrededor de la isla, dijo Reyes.

De ocurrir un huracán de categoría 4 o 5, unidades que ya han sido identificadas de otras jurisdicciones de Estados Unidos brindarían refuerzos en la isla en o antes de las 72 horas del evento.

“Les puedo decir con mucha seguridad que Puerto Rico está en buenas manos”, expresó el Ayudante General. “Los hombres y mujeres de la Guardia Nacional van a hacer lo imposible y no van a descansar en ayudar a Puerto Rico y a nuestra nación en nuestra obligación tanto estatal como federal”.

Loading...
Revisa el siguiente artículo