Keleher reubica a más de 600 maestros que llama "recursos disponibles"

La información fue confirmada por el Departamento de Educación, luego de denuncias de maestros y padres

Por David Cordero

La secretaria del Departamento de Educación (DE), Julia Keleher, confirmó esta tarde que 608 maestros y maestras de las escuelas identificados como "disponibles" fueron notificados mediante cartas durante los pasados días.

“Entiendo que se trata de un proceso difícil para los maestros y las comunidades. Por eso, lo estamos haciendo con mucho respeto y sensibilidad. Insisto en que tengo plena confianza en la capacidad y profesionalismo de cada uno de los maestros y maestras del sistema público", expresó Keleher en declaraciones escritas.

Como se había indicado en un comunicado de prensa enviado el pasado 3 de marzo, el ejercicio fue realizado por los siete directores regionales, que forman parte del equipo de trabajo regular del DE, después del análisis de un procedimiento previo efectuado por la compañía Rock Solid Techonologies. La anterior, dijo el DE, identificó erróneamente a más recursos disponibles de los realmente existentes, tras no validar antes el análisis con los directores regionales.

La Federación de Maestros de Puerto Rico (FMPR) había denunciado esta mañana que, por segunda ocasión en menos de dos semanas, el DE declaró excedentes a cientos de maestros “de manera atropellada, sin estudios, sin tacto y maltratando institucionalmente a nuestros niños”, según indicó Mercedes Martínez Padilla.

La presidenta de la Federación recordó que “hace dos semanas, este atropello había ocurrido y ante las denuncias de los educadores, lo revocaron. Hoy vuelven a desarticular las escuelas, reagrupar estudiantes y generar caos, cuando sólo faltan dos meses para que culmine el semestre”.

La dirigente magisterial calificó como “hipócrita” el reclamo mediático de la secretaria de Educación, Julia Keleher, de que actúa velando por el interés de los niños.

El DE indicó que este proceso atiende a las vacantes que se han reportado tras renuncias, licencias sin sueldo, jubilaciones, abandono de labores, entre otros aspectos. Todos aquellos que han recibido la carta, han debido visitar sus respectivas regiones donde se les indicaría a cuál escuela serían asignados.

Los maestros serán reubicados en la misma área donde laboraban, aseguró Educación en la información suministrada. Keleher defendió que "estos cambios son necesarios pues existen suficientes maestros permanentes que pueden ofrecer clases en otras escuelas, grados y materias. Por otro lado, el DE no cuenta con el presupuesto para considerar el reclutamiento de más docentes".

Miembros de la Facultad de la Escuela Superior Eloisa Pascual, ubicada en el barrio Bairoa en Caguas, así como padres y estudiantes, emitieron hoy una declaración conjunta condenando la decisión del DE de remover cuatro maestros del plantel para reubicarlos en otras escuelas. 

"Hoy, encaminados a completar nuestro año escolar, aún recibiendo estudiantes que retornan a su escuela, remueven a cuatro excelentes miembros de la facultad para ubicarlos en otras escuelas. Esta decisión trastoca toda nuestra organización escolar en una fecha que afecta el progreso de nuestros alumnos", lee una carta enviada hoy a los padres de los alumnos del plantel, firmada por la directora escolar, Marisol Cabrera.

"Sabemos y reconocemos que este proceso pudo haber sido diferente, pero tenemos que responder a lo que el Sistema Central de Educación pretende implementar", señala la misiva.

Metro supo que en dicho plantel un maestro de noveno grado, uno de décimo grado y dos de undécimo y duodécimo recibieron hoy una carta en la que el DE les notificó que ya no serían parte de la Facultad del plantel en el que han laborado y los citaba a la oficina de Distrito Escolar de Gurabo. Con la reubicación se afectan principalmente los estudiantes del grado 12, próximos a completar sus estudios de Escuela Superior y graduarse.

"Es una combinación de tristeza, coraje y una vergüenza ajena, porque esto raya en lo ridículo, faltando dos meses y medio de clase y luego de un año tan duro para todo el mundo y para nuestra escuela más”, afirmó Aimé Cora, madre de uno de los estudiantes de duodécimo grado. Cora explicó que el plantel cuenta con seis grupos de grado 12, pero que par el lunes el plantel debe reorganizar los grupos y formar solo cuatro.

La madre permanece alerta, dado que su hijo pertenece al grupo de Educación Especial, que no debe exceder los 20 alumnos. También dijo que el grupo de estudiantes avanzados recibe cursos especiales, de modo que agrandarlo podría afectar la dinámica de estudio, a dos meses y medio de que culmine el año escolar.

"Por la estructura de trabajo que hemos desarrollado para realizar los movimientos, puedo asegurarles a todos los estudiantes, padres, madres y encargados que, primero, ningún estudiante cuyo maestro será ubicado en otra escuela, se verá afectado de forma alguna. Estoy segura de que todos sabrán retomar de inmediato las materias y proyectos para continuar brindándole la enseñanza que necesitan", sostuvo Keleher en sus declaraciones.

"También estoy convencida de que, aquellos que lleguen a salones de clases donde los estudiantes han estado semanas o meses sin un maestro o maestra, sabrán aprovechar el tiempo que resta del semestre para impartir la mayor cantidad de conocimientos de la forma más efectiva posible", añadió.

Al igual que la Escuela Eloisa Pascua en Caguas, de acuerdo a la FMPR, maestros de la Escuela Martín González, de Carolina, Escuela Francisco Morales, de Naranjito, Escuela Eugenio María de Hostos, de Hatillo, entre otros, fueron removidos por directrices de la agencia.

Loading...
Revisa el siguiente artículo