Se posponen 2 juegos de las mayores, como protesta antirracista

La violencia y asesinatos de personas negras a manos de la Policía siguen levantando protestas en Estados Unidos.

Por AP

Dos juegos de las Grandes Ligas se pospusieron el miércoles, como parte de las protestas encabezadas por deportistas de distintas disciplinas tras las heridas graves causadas por la policía al ciudadano negro Jacob Blake en el estado de Wisconsin el fin de semana.

Los encuentros entre los Rojos de Cincinnati y los Cerveceros en Milwaukee y entre los Marineros de Seattle y los Padres en San Diego se pospusieron, unas horas antes del momento en que debían comenzar.

Otros juegos de las mayores habían comenzado o incluso terminado ya cuando se anunciaron las dos posposiciones.

Las decisiones surgieron horas después de que los Bucks de Milwaukee no se presentaron en la cancha para el quinto partido de su serie de playoffs ante el Magic de Orlando en Lake Buena Vista, Florida, también en protesta por el caso de Blake.

Dirigentes de la NBA anunciaron más tarde que los tres partidos previstos para la jornada se habían pospuesto.

Te recomendamos:

Blake recibió numerosos disparos de los policías en Kenosha, unas 40 millas (64 kilómetros) al sur de Milwaukee. El abogado de la familia dijo que Blake estaba paralizado, y que haría falta un “milagro” para que vuelva a caminar.

Videos grabados mediante teléfonos celulares captaron el momento en que los agentes abren fuego contra Blake el domingo. El caso ha generado protestas en Kenosha y en otras localidades.

“Los jugadores de los Cerveceros y de los Rojos han decidido no jugar el encuentro de béisbol de esta noche. En momentos en que nuestra comunidad y nuestra nación enfrentan tanto dolor, queríamos llamar la mayor atención posible hacia los asuntos que realmente importan, especialmente la injusticia racial y la opresión sistémica”, manifestaron los peloteros de ambos equipos mediante un comunicado conjunto.

Dee Gordon, jugador de los Marineros, dijo que el equipo decidió de manera unánime que no disputaría su encuentro del miércoles.

“Hay problemas serios en este país”, tuiteó Gordon. “Para mí y para muchos de mis compañeros, las injusticias, la violencia, la muerte y el racismo sistémico son algo profundamente personal. Esto está impactando no sólo a mi comunidad sino muy directamente a mi familia y a mis amigos. Nuestro equipo votó de manera unánime por no jugar esta noche.

“En vez de mirarnos, espero que la gente se concentre en cosas que están ocurriendo y que son más importantes que el deporte".

Justin Dunn, pitcher de los Marineros, tuiteó: “Basta ya”. Incluyó una etiqueta alusiva al movimiento “Black Lives Matter”, así como una imagen de él y sus compañeros de raza negra con camisetas que muestran ese mismo lema.

El jardinero de Colorado, Matt Kemp, quien es negro, anunció en las redes sociales que se ausentaría del encuentro de los Rockies en Arizona, “como protesta por las injusticias que la gente sigue padeciendo”.

“No podía jugar este deporte que amo tanto esta noche, sabiendo el dolor y la angustia que mi gente siguen sintiendo”, escribió. “En un mundo en que somos quienes necesitamos guardar la calma mientras un profesional entrenado nos apunta con una pistola a la cara, en un mundo en que la gente uniformada que jura protegernos es la misma que nos mata, en un mundo donde nos volvemos 'hashtags' antes de alcanzar siquiera nuestro potencial, debemos levantarnos unidos, pronunciarnos, protestar y ser el cambio que exigimos, requerimos y necesitamos con tanta urgencia”.

Loading...
Revisa el siguiente artículo