La estadidad para P. R. se anuncia por televisión en Estados Unidos

Un exsecretario de Justicia de Puerto Rico dirige el grupo que lanzó el comercial sobre el plebiscito.

Por Metro Puerto Rico

A pocos días del plebiscito de estatus que se llevó a cabo en Puerto Rico el pasado domingo 11 de junio, el Programa de Educación Plebiscito Federal lanzó un anuncio de televisión asegurando que la estadidad para la Isla beneficiaría a todos los estadounidenses “al poner el territorio de 3.4 millones de habitantes en igualdad de condiciones con los estados”.

“Este anuncio destaca la voz unificada de los ciudadanos estadounidenses de Puerto Rico, su dedicación a este gran país y su deseo de ser estado”, dijo José Fuentes Agostini, presidente del Programa de Educación Plebiscito Federal, de acuerdo a una publicación de The Hill.

El anuncio fue lanzado en Washington D. C. con una “baja inversión inicial” de algunos cientos de miles de dólares, aunque el plan es ampliar su alcance.

De acuerdo a la publicación, la migración de boricuas a estados de la nación por causa de la crisis fiscal a tenido como resultado mayores costos de bienestar social para estados como Florida, Texas, Connecticut, Nueva Jersey y Nueva York.

“El resultado final: la estadidad puertorriqueña beneficiaría a todos los estadounidenses, y [continuaremos] haciendo ese caso a nuestros conciudadanos ya nuestros funcionarios electos en Washington”, dijo Fuentes, también exsecretario de Justicia de Puerto Rico.

La consulta de estatus celebrada el domingo contó con casi un 23% de participación del total de electores hábiles para votar, por lo que el resultado a favor de la estadidad es debatido por diversos grupos, que antes habían promovido boicot por entender que el proceso estaba “amañado”.

El resultado oficial de la Comisión Estatal de Elecciones (CEE) refleja que votaron 518 mil personas, donde un 97% favoreció la estadidad, 1.5% la libre asociación e independencia, y un 1.3% el actual estatus territorial.

El lunes, el secretario de Prensa de Casa Blanca, Sean Spicer, se expresó sobre el resultado del plebiscito y dijo que es un proceso que se “tiene que trabajar a través del Congreso”.

Por su parte, el congresista demócrata Steny Hoyer expresó ayer que espera “que el Congreso y la Administración escuchen esas voces y permitan a Puerto Rico convertirse en El estado número 51. Su pueblo – ya ciudadanos estadounidenses – merece una representación plena y equitativa en el Congreso y la igualdad de trato de las agencias federales”.

Con los votos emitidos, los estadistas se están preparando para una campaña que logre que los resultados sean reconocidos en Washington.

Bajo una ley firmada por el gobernador Ricardo Rosselló poco antes de la votación, el gobierno de Puerto Rico nombrará la “Comisión de la Igualdad para Puerto Rico” para ir a Washington y exigir la estadidad.

Esa es una adaptación moderna de lo que se conoce como el Plan Tennessee, el proceso por el cual Tennessee y varios otros territorios fueron admitidos como estados basados ​​en elecciones locales.

Sin embargo, el congresista republicano, Doug LaMalfa, quien preside el Subcomité de Recursos Naturales sobre Asuntos Indígenas, Insulares y Nativos de Alaska, dijo a The Hill que no hay planes de recibir a la delegación puertorriqueña porque aún no está claro la llegada se la delegación que aún no ha sido nombrada pro el gobierno de la Isla.

El subcomité de LaMalfa tiene jurisdicción sobre asuntos territoriales y la Junta de Control Fiscal nombrada por el Congreso que tiene control sobre las finanzas de Puerto Rico.

LaMalfa agregó que la prioridad para el Congreso con respecto a Puerto Rico es abordar la situación fiscal, especialmente dada la baja participación electoral, aunque los defensores del plan argumentan que los problemas financieros de la isla sólo pueden resolverse mediante un cambio de estatus, y dicen que la estadidad es el único cambio viable.

Vea también:

Loading...
Revisa el siguiente artículo