Presentado por:

Logotipo
Noticias

Lenguaje para la inclusión: Yarimar Rivera está orgullosa de ser sorda y demuestra que “somos iguales”

Te presentamos cinco historias de personas sordas que demuestran que hay señas que dicen más que mil palabras. El reto es saber reconocerlos.

Yarimar Rivera juega con un niño en el Colegio San Gabriel.

Yarimar Rivera nació sorda. Todos son oyentes en su familia, pero sí saben lenguaje de señas. Su formación se dio en una escuela de sordos hasta completar el cuarto año de escuela superior. Luego completó un grado asociado en la universidad como técnica de veterinario.

“Fue difícil conseguir trabajo. He enviado resumé y ellos dicen: ‘wow, tienes buen resumé’, pero por ser sorda no me aceptan”.

A pesar de eso, ella sigue buscando oportunidades. Recientemente, comenzó a trabajar como asistente en el Colegio San Gabriel. También tiene un empleo en una tienda por departamento en un centro comercial del área metropolitana. Una vez se le presentó la oportunidad de trabajar en con un veterinario cuidando y bañando perros. Pero no se conformó con eso.

Yarimar piensa que la sociedad puertorriqueña necesita que los niños, sean o no sean oyentes, aprendan lenguaje de señas en las escuelas como parte de la oferta curricular.

“Tienen que educar sobre la cultura del sordo en las escuelas. La gente tiene que entender que nosotros somos normales. ¿Por qué? Para cuando se encuentren con personas sordas no sea asusten y se sientan cómodos con la gente de nuestra comunidad”.

“En el trabajo yo estoy siempre nerviosa porque cuando se me acerca una persona me escriben y yo les escribo. Me dicen: ‘oye, tú trabajas muy bien’. Eso me da motivación de seguir porque yo siento igual que todos. Pero a veces me pongo a pensar negativo sobre cómo me voy a comunicar y me veo en la necesidad de sacar eso de mi cabeza para seguir adelante y sentir que somos iguales”.

Yarimar se siente orgullosa de ser sorda. Cuando las personas reconocen sus ejecutorias reafirma sus ganas de demostrarle al mundo “somos iguales”.

Más perfiles de la serie Lenguaje para la inclusión:

Sobre nuestra edición especial:

*La comunidad escolar del Colegio San Gabriel fue socia en esta iniciativa para una edición especial que destacara la importancia de la inclusión hacia la comunidad sorda en Puerto Rico. Gracias a esta maravillosa escuela.

Tags

Lo Último

Te recomendamos