En manos de los patronos ajustes laborales ante retrasos en arranque de clases presenciales

La secretaria de la Gobernación dijo que, en el sector público, las agencias retomarán los protocolos de trabajo remoto según sea necesario

Por Manuel Guillama Capella

En momentos en que cientos de planteles públicos y privados han pospuesto el inicio de las clases presenciales ante la explosión de casos de Covid-19, el gobierno dejará en manos de cada patrono definir las políticas que implementará para acomodar a aquellos empleados que enfrenten complicaciones relacionadas al cuido de sus hijos menores.

En el caso de los empleados gubernamentales, cada jefe de agencia implementará los protocolos que se han establecido previamente en la pandemia para viabilizar el trabajo remoto en los casos que sea necesario, indicó la secretaria de la Gobernación, Noelia García Bardales.

“En el sector privado cada patrono establece su estrategia. De la misma forma que se establecieron unos protocolos de trabajo virtual, se reactivarán de ser necesarios. […] En el caso de las compañías privadas cada una tiene sus protocolos y cada una identificar qué herramientas brindará a sus empleados. Particularmente cuando hay escasez de empleados, el patrono va a querer ser un facilitador para no perder a ese empleado. Cada cuál establecerá identificará su propia estrategia para no solo retener a su empleado, sino poder recibir el servicio que cada uno de esos empleados presta”, subrayó García Bardales tras liderar una reunión con múltiples miembros del gabinete ejecutivo.

Te recomendamos:

La semana pasada, el gobernador Pedro Pierluisi anunció que, en el sistema público, la educación presencial se pospondría, al menos, hasta el 24 de enero, en lugar de la fecha original del 11 de enero. Asimismo, el Departamento de Salud recomendó a los colegios privados que igualmente retrasaran el inicio de las clases presenciales en tanto se controla el nivel de transmisión de Covid-19.

“El gobierno de Puerto Rico, como patrono, va a tener mucha responsabilidad en el momento en que toma decisiones para permitirle a un empleado trabajar de forma virtual porque tiene que encargarse de sus hijos. De la misma forma que al inicio de la pandemia eso se consideró, de la misma forma en este momento también se considerará”, dijo la secretaria de la Gobernación.

Al momento, en Puerto Rico se diagnostica un promedio de cerca de 8,000 casos diarios de Covid-19, mientras la tasa de positividad basada en pruebas moleculares ronda el 40%, como consecuencia de la propagación de la variante Ómicron, considerada la más transmisible de las decenas de versiones del virus que han sido identificadas en el contexto de la pandemia.

Loading...
Revisa el siguiente artículo