¿Puede la Tierra recuperarse de la extinción masiva causada por el hombre?

Los científicos han advertido que se está produciendo una extinción masiva provocada por el hombre, durante la cual desaparecerán docenas de especies. ¿Pero es posible que el planeta se recupere de esta devastación? Metro investiga

Por Daniel Casillas

Varios estudios y especialistas han confirmado que nuestro planeta ya está experimentando una extinción masiva de especies, la sexta en la historia del planeta. A diferencia de las otros, está sucediendo como consecuencia directa de la actividad humana. Otro hecho alarmante es que la recuperación de la biodiversidad de la Tierra tras la extinción podría llevar millones de años….

"Alrededor de un millón de especies animales y vegetales están ahora amenazadas de extinción, muchas en décadas, más que nunca antes en la historia", afirma un informe reciente de la Plataforma Intergubernamental de Ciencia y Política sobre Biodiversidad y Servicios de los Ecosistemas (IPBES), patrocinada por varios organismos de las Naciones Unidas.

En el documento también se destaca que la abundancia media de especies nativas en la mayoría de los principales hábitats terrestres ha disminuido por lo menos en un 20%, en particular desde el año 1900. La tasa mundial de especies extinguidas ya es al menos de diez a cientos de veces superior a la media de los últimos 10 millones de años y se está acelerando.

Te podría interesar: 

Los expertos también advierten que esta extinción podría ser tan grave como la que hizo desaparecer a los dinosaurios.

"Las tasas actuales de extinción son de 100 a 1000 veces más altas que la tasa de fondo natural. Si continuamos por este camino, sin duda experimentaremos la extinción a nivel del Cretácico final", dijo a Metro Chris Lowery, investigador asociado del Instituto de Geofísica de la Universidad de Texas.

La ONU y los científicos están de acuerdo en que la actividad humana es la principal causa de la actual extinción masiva. Y se refleja en factores como la pérdida de hábitat, la sobreexplotación de especies, el cambio climático, la contaminación y la proliferación de especies invasoras.

"Un hecho alarmante es que estos cinco factores se combinan entre sí y son todos de origen antropogénico, lo que hace evidente que el pulso de extinción masiva que ahora vivimos está impulsado por la actividad humana", explicó Rodolfo Dirzo, profesor de biología de la Universidad de Stanford, en Estados Unidos.

Un estudio reciente de Andrew J. Fraass, investigador asociado en micropaleontología de la Universidad de Bristol, y Chris Lowery, investigador asociado del Instituto de Geofísica de la Universidad de Texas, revela que los niveles de biodiversidad de la Tierra antes de la actual extinción masiva podrían recuperarse en 10 millones de años.

La razón por la que el planeta tarda tanto en recuperarse es que las nuevas especies tardan millones de años en emerger y evolucionar.

"Debido a que la pérdida es de especies durante una extinción masiva, requiere esencialmente esperar el origen (evolución) de nuevas especies", declaró Andrew J. Fraass. "Lo que mostramos (en la investigación) es que esto toma mucho tiempo porque toma tiempo para que los nichos se reformen. Básicamente, se necesita tiempo para que la complejidad y las relaciones entre las diferentes especies se reconstruyan".

Pero aunque el planeta pudiera recuperar los niveles de biodiversidad, es un hecho que el panorama de la Tierra cambiará, ya que las especies extintas no se recuperan y todas las que ocupan su lugar serán totalmente nuevas.

"Lo que se recupera es muy diferente de lo que tenías antes de la extinción masiva. Por ejemplo, después de la extinción de los dinosaurios, ahora tenemos una mayor tasa de biodiversidad, pero podemos ver que la composición de la especie es muy diferente en la actualidad. Antes el mundo estaba dominado por grandes reptiles y ahora lo dominan las aves y los mamíferos", añadió Dirzo.

Aunque la perspectiva parece muy desalentadora, según las cifras y la investigación, no todo está perdido y la humanidad todavía puede marcar la diferencia.

"Estamos causando extinciones en múltiples direcciones y tomar medidas para lidiar con eso sería de gran ayuda. Proteger las especies que están en riesgo es una buena idea", concluyó Fraass.

Oso polar

5 actividades humanas que están causando la extinción masiva

1. Cambios en el uso de la tierra y el mar
Los seres humanos extraen ahora más recursos y producen más desechos que nunca. A nivel mundial, el cambio en el uso de la tierra ha tenido el mayor impacto en los ecosistemas terrestres y de agua dulce.

2. Explotación directa de los organismos
La población humana mundial ha aumentado de 3,7 a 7,6 mil millones de personas desde 1970 de manera desigual en todos los países y regiones, lo que tiene importantes consecuencias para la degradación de la naturaleza.

3. El cambio climático
El cambio climático ya está teniendo un impacto en la naturaleza y es un motor directo del declive de la biodiversidad. Se estima que los seres humanos han causado un calentamiento global de 1,0°C en 2017 en relación con los niveles preindustriales.

4. Contaminación
La contaminación es la causa y la consecuencia transversal de todos los generadores de pérdida de biodiversidad. Aunque las tendencias mundiales son variadas, la contaminación del aire, el agua y el suelo ha seguido aumentando en algunas zonas.

5. Especies invasoras
El aumento del transporte aéreo y marítimo ha aumentado considerablemente las especies exóticas invasoras, que afectan directamente a las especies nativas y a las funciones de los ecosistemas.

FUENTE: ONU

ENTREVISTA

Chris Lowery,
investigador asociado en el Instituto de Geofísica de la Universidad de Texas

Chris Lowery

P: ¿Cuál es la causa principal de la extinción masiva actual?
– Definitivamente, los seres humanos están causando la extinción actual: cambio climático, sobrepesca, destrucción de hábitats, contaminación, etc., etc., etc. Podemos detener la pérdida de biodiversidad deteniendo o reduciendo esas actividades. Está enteramente dentro de nuestro poder prevenir la extinción masiva que acaba de comenzar ahora mismo.

P: ¿Puede la Tierra recuperarse si esto sucede?
– Sí. El tiempo es todo lo que se necesita. La evolución eventualmente reemplazará toda la biodiversidad perdida una vez que terminen las presiones externas que causan la extinción.

P: ¿Cuánto tiempo podría tardar?
– Nuestra investigación muestra que existe un límite de velocidad básico sobre la velocidad a la que puede diversificarse la vida. Esto se debe a la necesidad de reconstruir un espacio de nicho después de una extinción masiva. El espacio de nicho es básicamente la manera particular en que un organismo encaja en su entorno. El modelo normal en el que todo el mundo piensa después de un evento de extinción es que un montón de cosas se extinguen, y dejan nichos vacíos detrás de los cuales otros organismos pueden simplemente adaptarse a un poco y llenarlo. Pero ese no es el caso. Los nichos y los organismos que los llenan son básicamente inseparables, por lo que una extinción masiva destruye nichos y especies.

P: ¿Podría darnos un ejemplo?
– Un ejemplo que me gusta usar son los plesiosaurios (reptiles marinos de cuello largo, como el monstruo del lago Ness), muchos de los cuales fueron adaptados para comer amonites (cefalópodos con cáscara dura). Después del evento de extinción del K-Pg (Cretácico-Paleógeno.), los plesiosaurios se extinguieron, por lo que su nicho de consumo de amoníaco estaba abierto, ¿verdad? Excepto que las amonitas también se extinguieron. De modo que ese nicho ha desaparecido, y los nuevos organismos tienen que desarrollar nuevas relaciones que evolucionan con el tiempo hasta que se obtiene el mismo número de nichos y especies especializadas para llenarlos. Nuestro trabajo es el primero en mostrar que los espacios de nicho (cuantificados como morfospacio) tienen que ser reconstruidos antes de que la diversidad de especies pueda recuperarse completamente. Los estallidos de innovación evolutiva en los foraminíferos planctónicos que dan lugar a nuevas y más complejas formas (y por lo tanto a nuevos nichos que se llenan) van seguidos de pulsos de diversificación, ya que muchas nuevas especies aparecen para llenar todas las diferentes partes del nuevo nicho que se abrió. Lo que es interesante es que parece que básicamente hay un límite de velocidad para este proceso, y se tarda unos 10 millones de años en completarlo.

P: Lo que se está recuperando es el nivel de diversidad o también algunas especies extintas?
– Las especies extintas se han ido y nunca regresarán. Cuando hablamos de recuperación sólo nos referimos al retorno de la biodiversidad; es decir, el retorno a un número similar de especies que existían antes de la extinción. La biosfera será fundamentalmente diferente después de la recuperación.

Se forma primer sistema tropical en Centroamérica

No representa amenaza para Puerto Rico y el Caribe

Loading...
Revisa el siguiente artículo