Trump se mofa de los republicanos perdedores en los comicios

El presidente republicano aseguró que los resultados de las elecciones de mitad de término eran prueba de su capacidad para movilizar a los electores

Por AP

Después de rechazar la más mínima insinuación de que sufrió un revés, el presidente Donald Trump se mofó el miércoles de los miembros de su propio partido derrotados en las elecciones de medio periodo que se habían distanciado de él y dejó entrever que la pérdida de la mayoría republicana en la Cámara de Representantes podría serle “extremadamente positiva” políticamente.

En una conferencia de prensa de casi 90 minutos en la Casa Blanca, Trump hizo su análisis de las elecciones de medio periodo, describiéndolas desafiantemente bajo una óptica positiva y haciendo énfasis en la victoria republicana en el Senado.

“Me parecía que estaba muy cerca de ser una victoria total”, declaró el mandatario, agregando que “casi tendría que pensar” si hubiera preferido que los republicanos conservaran una escasa mayoría en la Cámara de Representantes en lugar de la categórica derrota que sufrieron.

Los candidatos que adoptaron el mensaje de Trump “tuvieron un desempeño sobresaliente” y aquellos que no, flaquearon, afirmó.

Con su lectura de los comicios, Trump mostró su determinación de dar un toque positivo a los resultados que pondrán fin al control republicano del Congreso y que lo exponen a las investigaciones encabezadas por los demócratas en la Cámara de Representantes.

También, dejó ver claramente hasta dónde ha reconfigurado su partido a sus propias especificaciones, cuando dejó entrever que los que sobrevivieron se lo debían a él, un presidente que valora la lealtad sobre todo lo demás.

 

Te podría interesar:

 

Trump arguyó que los resultados eran prueba de su capacidad para movilizar a los electores. Pero su mensaje también pareció alejar a los electores de mayor nivel educativo, especialmente las mujeres, en los suburbios.

Entre golpes a la prensa, Trump se acreditó los triunfos republicanos en el Senado y afirmó que su “vigorosa campaña frenó la ola azul” y que ésta nunca se concretó del todo.

“¡Qué pena Mike!”, dijo Trump en referencia a Coffman antes de apuntar sus baterías contra Mia Love, de Utah, cuya contienda estaba aún por definirse.

 

 

 

Te recomendamos: 

 

 

Loading...
Revisa el siguiente artículo