Se reportan menos casos de influenza en la séptima semana

Se trata de la primera disminución de nuevas infecciones en lo que va de año en Puerto Rico, aunque el número sigue siendo alto

Por David Cordero

Luego de seis semanas consecutivas de un considerable aumento en el número de casos de influenza reportados en Puerto Rico, la cifra disminuyó en el último periodo de siete días, de acuerdo al informe semanal que realiza el Departamento de Salud (DS).

Durante la séptima semana del año, se reportaron 1,666 nuevas infecciones de influenza, una disminución de 531 casos, en comparación con la semana anterior, aunque el número sigue siendo alto. Para esta misma semana el pasado año 2017, el número de casos reportados fue de 442 nuevas infecciones.

A pesar de la disminución, de acuerdo al informe que cubre el periodo del 11 al 17 de febrero de 2018, la región de Ponce sigue siendo la más afectada –como ha sido durante las pasas semanas–, incluyendo Adjuntas, Peñuelas, San Isabel, Coamo, Villalba y San Isabel. Rincón, Aibonito y Yabucoa también se encuentran en la lista de los municipios con mayor cantidad de casos. Estos pueblos se han mantenido consistentemente con un alto número de casos y durante la séptima semana no ha sido la excepción. En el mapa a continuación, los pueblos pintados en violeta oscuro son los que han reportado un mayor número casos de influenza:

Gráfica y datos: Departamento de Salud de Puerto Rico Gráfica y datos: Departamento de Salud de Puerto Rico

“No es momento de bajar la guardia, todo lo contrario, tenemos que asegurarnos de actuar responsablemente”, indicó el doctor Rafael Rodríguez Mercado, secretario de Salud, quien insistió en que la vacunación es el método más efectivo para prevenir la infección.

El renglón de 5 a 9 años de edad, es el grupo poblacional que presenta mayor cantidad de infecciones con influenza, seguido del renglón de 0 a 4 años.

Si bien durante las pasadas semanas la cantidad de casos había sobrepasado el promedio histórico, en la séptima semana el número se mantuvo por debajo. Aunque el número de casos es alto, el DS ha dicho que no ha emitido una alerta epidémica, dado que en ninguno de los reportes semanales la cifra de casos reportados a sobrepasado el nivel requerido para dicha declaración.

Gráfica y datos: Departamento de Salud de Puerto Rico Gráfica y datos: Departamento de Salud de Puerto Rico

Respecto a las hospitalizaciones, el número en la séptima semana alcanzó los 40, para un total de 696 de individuos hospitalizados en lo que va de temporada –que comenzó el 2 de julio de 2017 y culmina el 30 de junio de 2018–. El número de muertes provocadas por la infección de alguno de los virus de influenza se ha mantenido en cuatro víctimas.

Históricamente, el pico de casos de influenza en Puerto Rico se reporta entre la sexta y la décima semana del año. En total, hasta el momento se han reportado 18,568 en la temporada actual en Puerto Rico.

En los Estados Unidos, de acuerdo al informe de la séptima semana de los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades de Estados Unidos (CDC, por sus siglas en inglés), se reportaron 13 nuevas muertes infantiles provocadas por la influenza, elevando la cifra a 97 en lo que va de temporada.

Vea también:

Síntomas relacionados con la influenza:

  • Fiebre o sentirse afiebrado/con escalofríos
  • Tos
  • Dolor de garganta
  • Mucosidad nasal o nariz tapada
  • Dolores musculares y corporales
  • Dolores de cabeza
  • Fatiga (cansancio)
  • Algunas personas pueden tener vómitos y diarrea, aunque esto es más común en los niños que en los adultos

Evite infectarse e infectar a otros con la influenza:

  • Trate de evitar el contacto cercano con personas enfermas.
  • Si usted está enfermo y tiene una enfermedad similar a la influenza, los CDC le recomiendan que haga reposo en su hogar por al menos 24 horas posteriores a la desaparición de la fiebre, excepto para recibir cuidados de salud o por necesidades de otro tipo.
  • Mientras esté enfermo, limite el contacto con otras personas tanto como sea posible para evitar contagiarlas.
  • Cúbrase la nariz y la boca con un pañuelo al toser o estornudar. Arroje el pañuelo a la basura luego de utilizarlo.
  • Lávese las manos con agua y jabón frecuentemente. Si no dispone de agua y jabón, utilice desinfectante para manos a base de alcohol.
  • Evite tocarse los ojos, la nariz o la boca. Los gérmenes se diseminan de esta manera.

Recomendaciones de los CDC respecto a infantes y menores:

  • Los bebés menores de 6 meses corren un alto riesgo de presentar complicaciones graves relacionadas con la influenza pero no pueden ser vacunados. Sin embargo, usted como padre, familiar o cuidador sí puede vacunarse y evitar un contagio al bebé.
  • Manténgase alejado de personas enfermas lo más que pueda y haga lo mismo con el niño bajo su cuidado.
  • Si el niño al que cuida tiene 6 meses o más, debería recibir la vacuna contra la influenza todos los años.
  • Ciertas medidas de prevención diarias, como cubrirse la boca al toser y el lavado de manos frecuente, pueden ayudar a evitar la propagación de gérmenes.
  • Los medicamentos antivirales están disponibles para tratar la influenza en niños y adultos y estos pueden aliviar la gravedad de su enfermedad y acortar su duración. También pueden prevenir complicaciones graves por la influenza.

 

Loading...
Revisa el siguiente artículo