¿Dejaron de volar lejos las pelotas en los playoffs?

Algo pasó en la postemporada...

Por AP

El alto mando de los Cardenales de San Luis dice que las pelotas súbitamente dejaron de viajar lejos en esta postemporada, respaldando el argumento de un analista de datos de que las esféricas han tenido un cambio una histórica temporada regular de jonrones por doquier.

Según el manager de los Cardenales Mike Shildt, el departamento de análisis estadístico de San Luis encontró que la pelota vuela 4.5 pies (13.72 metros) por debajo del promedio en la postemporada. Jugadores en ambas ligas han quedado aturdidos cuando han visto que contactos fuertes murieron en la franja de advertencia este mes, suscitando más preguntas sobre la composición de la pelota luego que los bateadores fijaron una cifra récord de 6,776 jonrones en la campaña regular — un incremento atribuido a pelotas que inusualmente volaban lejos.

View this post on Instagram

Salute!

A post shared by St. Louis Cardinals (@cardinals) on

“Tenemos todo tipo de teorías al respecto que yo no entraría a discutir”, dijo Shildt. “La realidad es que podría ser diversas cosas”.

Los números no dejan espacio a la duda, asegura que el periodista de datos Rob Arthur. Fue de los primeros en sugerir modificaciones a la pelota provocaron que la cantidad de jonrones se disparara a partir de 2015, y cree que algo raro pasa con el modelo que se está utilizando en este octubre.

Arthur publicó un artículo la semana pasada en Baseball Prospectus en la que muestra que las pelotas de la postemporada ofrecen más resistencia al aire que las de la bolas de las temporada regular, de acuerdo con datos recopilados por las mismas Grandes Ligas.

Al momento de su investigación, a mediados de la semana pasada, la cantidad de jonrones había descendido en un 50% en contraste a lo que se hubiera esperado con la tendencia ofensiva de 2019, si bien la temperatura promedio en los juegos de playoffs ha sido un poco más alta que la temporada regular hasta ese punto.

“Los datos son definitivos en mostrar que la pelota de béisbol es muy distinta a la usada en la temporada regular”, escribió Arthur.

MLB difundió un comunicado la semana pasada en el que se aseguró que no se han hecho cambios significativos.

“Las pelotas que se usan en Grandes Ligas se fabrican en lotes”, dijo. “Las pelotas que se usan en la postemporada salen de los mismos lotes usados en la temporada regular. Las pelotas de la temporada regular y la postemporada se fabrican con los mismos materiales y con el mismo proceso. La única diferencia es la estampilla que se imprime en la pelota. Como se ha admitido previamente, sin embargo, la resistencia de la pelota puede variar dependiendo de diferentes momentos del año”.

En base a los estudios de Arthur y otros, peloteros y observadores se han mostrado suspicaces con respeto a la pelota en años recientes. Justin Verlander, el as de Houston, y otros pitchers han asegurado que MLB alteró las pelotas para que se anoten más carrera, lo que ha provocado efectos secundarios como más ponches y renunciar a estrategias como el robo de bases y el toque.

El comisionado Rob Manfred ha negado reiteradamente cambios deliberados a la pelota, pero reconoció que la usada este año tiene menos resistencia, lo que ha derivado en más jonrones. Manfred recientemente convocó nuevamente a los científicos que en 2018, bajo directriz de MLB, analizaron las pelotas y contempla presentar un informe sobre sus más recientes hallazgos tras la Serie Mundial.

Shildt reveló la conclusión de su equipo al hablar sobre un batazo del toletero de los Cardenales Marcell Ozuna en el primer juego de la serie de campeonato. El dominicano Ozuna trituró un lanzamiento de Aníbal Sánchez de Washington, y Shildt quedó sorprendido cuando fue atrapado en la franja de advertencia.

"Me pareció que Ozuna le dio fuerte a la pelota, en base al sonido y al swing”, dijo Shildt. “Pero no salió”.

Te podría interesar: 

Ozuna no ha sido el único que acabó engañado en la caja. El venezolano Ronald Acuña Jr, de los Bravos de Atlanta, fue criticado, por no salir corriendo de inmediato tras batear un elevado profundo en la serie divisional de la Liga Nacional. El manager de los Dodgers Dave Roberts se mostró confundido por los pocos elevados largos de sus bateadores y dijo que la pelota le pareció “un poco diferente”.

Loading...
Revisa el siguiente artículo