Salud recomienda uso de mascarilla en lugares cerrados ante alza en casos de COVID-19

Sin embargo, indicó que la agencia no emitirá una orden administrativa para validar dicha restricción.

Por Sadot Santana Miranda

Ante un alza sostenida de casos de COVID-19, el secretario del Departamento de Salud (DS), Carlos Mellado, recomendó hoy el uso de mascarillas para la ciudadanía en lugares cerrados.

No obstante, el funcionario descartó la radicación de una orden administrativa para validar dicha restricción.

Durante una conferencia de prensa, el funcionario —acompañado por la Principal Oficial Médico, Iris Cardona y el Principal Oficial de Epidemiología, José Becerra— indicó que las personas deben continuar con el uso de mascarilla en lugares cerrados.

"El Departamento de Salud está recomendando altamente que en los lugares y cerrados se utilice la mascarilla para evitar tener que venir con una orden de limitar", dijo Mellado. El funcionario, además, explicó que las personas deben utilizar la mascarilla en estos lugares ya que no hay certeza de que todas las personas que están en el lugar han sido vacunadas contra el COVID-19. "Si estoy en ese lugar sin mascarilla no sé quienes están vacunadas", mencionó. Inclusive, el funcionario exhortó a los comercios a ayudarlos a implementar esta directriz en medio de las ventas exentas del impuesto sobre ventas y uso (IVU) este fin de semana como parte del regreso a clases.

Por su parte, Becerra reconoció que el país experimenta un alza sostenida de casos de COVID-19 y que la tasa de positividad actual ronda el 3.6% luego de haber estado ubicada hasta en un 1.4% a mediados de junio. El epidemiólogo, a su vez, aseguró que los brotes relacionadas a la variante Delta están controlados ya que cuando se identifican ya la persona ha arrojado positiva al virus y ha sido identificada por los sistemas de rastreo. Además, aseguró que las vacunas que utiliza la agencia son efectivas contra todas las variantes del COVID-19, incluyendo la Delta. Ayer la agencia reportó unos 32 casos adicionales de esta variante y ahora totalizan 38. Agregó que la mayoría de los contagios más recientes del COVID-19 han surgido entre personas no vacunadas.

De continuar en aumento los casos de COVID-19, Becerra indicó que estarían tomando decisiones basadas en las cifras de hospitalizaciones y mortalidad y no en la tasa de positividad. Hoy, la agencia reportó 73 casos de hospitalizaciones por COVID-19 mientras que se registraron unas cuatro personas fallecidas.

Mellado también descartó la imposición de medidas adicionales en estos momentos pese al repunte de contagios de COVID-19. "En estos momentos no existe evidencia para nosotros ser más restrictivos", expuso el titular de Salud.

El pasado 1 de julio, el gobierno de Puerto Rico permitió la flexibilización más amplia en el país desde el comienzo de la pandemia del COVID-19 en marzo de 2020. Ese mismo días, tras la eliminación de las órdenes ejecutivas del gobernador, el DS emitió su primera orden administrativa —efectiva el 5 de julio— e indicó que solo se deberán utilizar mascarillas en instalaciones de servicios de salud y a aquellas personas que no están vacunadas.

Para combatir el alza en contagios, los funcionarios reiteraron a la población a que se vacune contra el COVID-19. Mellado, incluso, insistió en que la vacuna es efectiva y que protege ante el virus. Puntualizó que, aunque una persona vacunada puede ser diagnosticada con el virus, la inoculación reduce el riesgo de experimentar síntomas severos, hospitalización o hasta mortalidad. "Vamos a seguir machacando que tenemos que vacunarnos. Alguna persona que tenga duda vaya a su médico, consulte con su médico. Por favor, vacúnese para poder salir de esta pandemia y podamos volver a la normalidad", dijo.

Por su parte, Cardona indicó que, al momento, unas 1,799,453 cuentan con sus dosis completadas de las vacunas contra el COVID-19. Mientras que 2,063,073 cuentan con una dosis de las vacunas.

Cardona, asimismo, mencionó que de todas las personas vacunadas 1,633 de estas han sido diagnosticadas con la cepa del coronavirus, lo que representa un .1% entre el total de personas con sus dosis completadas. La funcionaria también indicó que, desde enero a finales de junio, solo unas 18 personas han fallecido que fueron diagnosticadas con COVID-19 y que tenían ambas dosis de la vacuna. Indicó que la mayoría de estas personas eran mayores de 60 años y con condiciones subyacentes.

Mientras que Mellado aseguró que por el momento los sistemas de rastreo municipal de COVID-19 continuarán operando. Indicó que tienen fondos asignados para estos sistemas hasta septiembre, pero que en la medida en que la emergencia continúe mantendrán estos sistemas.

 

Loading...
Revisa el siguiente artículo