Peligran casi $350 millones federales asignados a Educación por falta de plan

Los fondos corresponden a la partida destinada a Puerto Rico por la Ley Cares, aprobada en marzo de 2020

Por Sadot Santana Miranda

El Departamento de Educación perdería unos $349 millones en fondos de la ley federal Cares si no somete un plan de uso de estos fondos que debe presentar a más tardar en junio de este año.

Según señaló una fuente a Metro, la agencia aún no ha entregado dicho plan para la utilización de unos $349,113,105 que deben ser destinados para el sistema escolar a nivel elemental y secundario, conocidos como los Elementary and Secondary School Emergency Relief Fund (ESSER) como parte de la asignación de la Ley Cares, aprobada en marzo de 2020, al inicio de la emergencia por el Covid-19 en Estados Unidos y Puerto Rico.

La fuente, además, planteó que hace poco más de un mes La Fortaleza le solicitó a la secretaria designada, Elba Aponte, que entregara dicho plan, que debe comprometer los fondos entre los beneficiarios en o antes de junio de este año. Advirtió que, de no comprometerse, el gobierno corre el riesgo de que no pueda utilizar estos fondos para las escuelas del país.

En el apartado (f) de la sección 18003 de la Ley Cares, se dispone que “un estado deberá devolver al Secretario (de Educación de Estados Unidos) cualquier financiamiento recibido bajo esta sección que el estado no comprometa (‘award’) dentro de un año de recibido el dinero, y el Secretario deberá reasignar esos fondos a los estados restantes”.

Pese a la inexistencia de un plan, la agencia ha desembolsado unos $10,464,589 de dicha partida de la Ley Cares, según informes sometidos a la Junta de Control Fiscal (JCF), si bien se desconoce en qué han sido utilizados.

El Departamento de Educación no concedió una entrevista con Aponte Santos, a pesar de que este medio la solicitó desde el pasado jueves.

De acuerdo con la Ley Cares, estos fondos están dirigidos a atender el impacto del Covid-19 en las escuelas, atender las necesidades en recursos de estudiantes y maestros, para ampliar el uso de la tecnología y la educación a distancia, entre otros.

Esta partida de fondos, según la fuente, es distintos al dinero que liberó el gobierno federal el pasado 17 de marzo. En aquella ocasión, el secretario del Departamento de Educación federal, Miguel Cardona, autorizó que se descongelaran unos $1,800 millones como parte de una segunda asignación dirigido a escuelas elementales y secundarias —conocida como ESSER II—.

Asimismo, dicha autorización de Cardona permitió acceso a otra partida que son directamente enviados a las Oficinas de los Gobernadores de cada estado y territorio para atender necesidades educativas, denominada el Governor’s Emergency Education Relief Fund.

Bajo esta categoría, a Puerto Rico le tocaron $47.8 millones.

Loading...
Revisa el siguiente artículo