Biden y Trump acumulan victorias en su carrera hacia Casa Blanca

Los resultados eran todavía prematuros para declarar ganadores en Florida y Georgia

Por The Associated Press

Los centros de votación empezaron a cerrar en la Costa Este la noche del martes mientras el presidente Donald Trump y el demócrata Joe Biden concluían una épica campaña marcada por el resentimiento y el miedo, y que influirá en la manera como el país se enfrenta a una pandemia y a interrogantes básicas sobre la economía y la justicia racial.

La noche comenzó con triunfos predecibles para ambos candidatos. Trump ganó Alabama, Mississippi y Oklahoma, mientras que Biden registró triunfos en Massachusetts, su estado de residencia Delaware y Virginia, que solía no tener clara preferencia política y que se ha convertido en bastión demócrata.

Los resultados eran todavía prematuros para declarar ganadores en una apretada contienda tanto en Florida como en Georgia, ambos sin una preferencia partidista definida.

Los triunfos comienzan a definir el final de una campaña que resultó transformada por el coronavirus y marcada por las controversias. Ambos candidatos declararon que su rival no era apto para encabezar a una nación que se enfrenta al COVID-19, una enfermedad que ha cobrado la vida de más de 230.000 estadounidenses, ha costado millones de empleos y ha rescrito las normas de la vida diaria.

Te recomendamos:

Millones de votantes dejaron de lado sus temores en torno al virus — y las largas filas — para votar en persona, uniendo sus voces a las de otros 102 millones de estadounidenses que lo hicieron días o semanas atrás, una cifra sin precedentes que equivale al 73% de la votación total para los comicios presidenciales de 2016.

Biden llegó a la jornada electoral con varias opciones para aspirar al triunfo, mientras que Trump, abajo en los sondeos en varios estados sin clara inclinación política, tiene una ruta menos clara pero aún factible hacia los 270 votos del Colegio Electoral. También está en juego el control del Senado: los demócratas necesitaban sumar tres escaños en caso de que Biden gane los comicios para tener poder absoluto en Washington por primera vez en una década. Se prevé que la Cámara de Representantes conserve la mayoría demócrata.

Loading...
Revisa el siguiente artículo