Pandemia causa quiebra de empresas de centros comerciales

Las bancarrotas surgen justo antes de la temporada de compras navideñas, una época que usualmente es la más ocupada

Por AP

Dos empresas propietarias de centros comerciales en Estados Unidos se declararon en bancarrota el lunes, luego que las tiendas en esos centros se vieron obligadas a cerrar o a dejar de pagar la renta debido a la pandemia del coronavirus.

Las empresas CBL y Pennsylvania Real Estate Investment Trust aseguraron que los centros comerciales seguirán abiertos mientras avanza el proceso de bancarrota.

Incluso antes de la pandemia, muchas personas ya no iban a los centros comerciales ya que preferían comprar por internet. Pero la crisis de la salud ha obligado al cierre de muchos de esos locales durante meses. Las tiendas dentro de los centros no han podido pagar alquileres y algunas están declarándose en quiebra o cerrando sucursales, como la tienda por departamentos J.C. Penney.

Las bancarrotas surgen justo antes de la temporada de compras navideñas, una época que usualmente es la más ocupada para los centros comerciales, pero en la que este año tendrán que limitar la presencia de consumidores debido al peligro del virus. Al mismo tiempo, se ven beneficiados los gigantes minoristas que no han tenido que cerrar, como Amazon, Target y Walmart, que empujan a los consumidores a comprar por internet.

CBL, administradora de 107 centros comerciales, indicó que más de 30 de sus inquilinos se han declarado en bancarrota y están cerrando filiales, como la marca de ropa femenina Ascena, propietaria de más de 100 tiendas Ann Taylor, LOFT y otras ubicadas en centros de CBL. PREIT, con sede en Filadelfia, tiene más de 20 propiedades como la Cherry Hill Mall en Cherry Hill, Nueva Jersey y la Viewmont Mall en Scranton, Pensilvania. CBL, con sede en Chattanooga, Tennessee, opera centros comerciales por todo Estados Unidos, incluyendo EastGate Mall en Cincinnati y West County Center en San Luis.

PREIT ha añadido restaurantes, cines y gimnasios a sus centros comerciales, pero ese tipo de locales han sido duramente golpeados por la pandemia y tienen normas muy estrictas sobre la cantidad de gente que puede entrar.

La empresa vaticinó que los pagos de rentas seguirán descendiendo hasta que el coronavirus deje de “afectar el retorno de los clientes a los centros comerciales”.

Te recomendamos:

Loading...
Revisa el siguiente artículo