No prevén retraso en el escrutinio de las elecciones

La presidenta alterna confía que en pocas horas se tengan certificaciones preliminares y dentro de pocas horas, las oficiales

Por Manuel Guillama Capella

Aunque decenas de miles de papeletas podrían llegar a manos de la Comisión Estatal de Elecciones (CEE) luego del 3 de noviembre y persisten dudas sobre el manejo de los votos emitidos por correo, la presidenta alterna, Jessika Padilla, no vislumbra un retraso considerable del escrutinio general, tras el cual se certifican oficialmente los ganadores de los comicios.

Padilla estimó que la certificación preliminar de los resultados podría obtenerse a las pocas horas luego del cierre de colegios a las 5:00 p.m. del 3 de noviembre.

“Hemos hecho las previsiones para que la cantidad de votos que va a llegar, y nos ha sorprendido, de cerca de 221,000 votos adelantados, puedan irse adelantando (el conteo). Que ese día 3 de noviembre el escrutinio electrónico salga de conformidad como pudo haber salido en las elecciones de 2016, cuando se tuvo una preliminar ya quizás a las 10:00 p.m. No puedo garantizar que sea a la misma hora o los mismos resultados. Pero algo extraordinario que yo pueda identificar (y decir) va a tomar tiempo, tres, cuatro o cinco días certificar algo preliminar, no prevemos nada que sea distinto a lo que ocurrió en elecciones pasadas”, dijo Padilla.

La presidenta alterna recordó que, aunque las papeletas remitidas por correo serán contabilizadas si llegan antes que culmine el escrutinio general, la fecha límite que tiene el elector para enviarla es el mismo 3 de noviembre, por lo que no anticipa que la Junta Administrativa de Voto Adelantado y Ausente (JAVA) continúe recibiendo sobres mucho después de esa fecha.

Sin embargo, esas papeletas sí podrían alterar el resultado preliminar, dependiendo de la cantidad y si los electores por correo exhiben un comportamiento distinto a quienes emiten un voto regular.

El final del escrutinio general, igualmente, dependerá de la cantidad de contiendas que requieran un recuento, lo que ocurre cuando el resultado preliminar arroja una candidatura definida por margen de 0.5% o menos, o 100 votos o menos.

“No puedo predecir los resultados, pero (tomará) los días que de ordinario pueda tomar. Quizás 15 días, como mucho 30. No preveo que tome más tiempo por algo extraordinario que no sea este voto por adelantado”, expresó la funcionaria.

La CEE determinó comenzar la contabilización de sufragios tan pronto arranque el proceso de voto a domicilio, programado para el 24 de octubre. Cada dos días a partir de entonces, la CEE introducirá en las máquinas de escrutinio electrónico de las Juntas de Inscripción Permanente las papeletas que se reciban de votos por correo y voto a domicilio.

Confía en la confidencialidad

El conteo previo al día de la elección general ha dado paso a interrogantes sobre la capacidad de la CEE para mantener secretos los resultados preliminares y evitar cualquier filtración que pudiera influenciar el comportamiento de los votantes restantes. Las filtraciones extraoficiales abundaron durante las atropelladas primarias hace dos meses, cuando una parte de los precintos pudieron completar la votación el 9 de agosto mientras el resto lo hizo el 16 de ese mes.

“Al apagar la máquina no permite que nadie más la puede manipular para obtener algún resultado. Sí hay unas tarjetas de grabación, de lectura, que cada máquina tiene dos. Esas tarjetas se van a sacar y se van a custodiar en las bóvedas que hay en JAVA, donde están las papeletas vivas y el material sensitivo. Se van a estar guardando ahí bajo candado y nadie va a poder tener acceso a esa información. No debería filtrarse ningún tipo de resultado”, manifestó Padilla.

Loading...
Revisa el siguiente artículo