Muere conductor en Arizona por defecto en bolsa de aire

La cifra de muertes por el estallido de infladores para bolsas de aire fabricados por Takata llegó al menos a 26 a nivel mundial.

Por AP

LANSING, Michigan, EE.UU. (AP) — La cifra de muertes por el estallido de infladores para bolsas de aire fabricados por Takata llegó al menos a 26 a nivel mundial.

La muerte más reciente se registró el 20 de agosto en Mesa, Arizona, durante el choque de un Honda Civic modelo 2002, de acuerdo con un comunicado emitido por Honda el sábado. Fue el 17mo deceso reportado en Estados Unidos. Otros casos similares han sido reportados en Malasia y Australia.

Takata usaba el volátil nitrato de amonio a fin de crear una pequeña explosión para inflar las bolsas de aire en un impacto. Pero el agente puede deteriorarse con el tiempo al quedar expuesto a la humedad en el aire. El estallido puede hacer volar una lata de metal y liberar fragmentos hacia el compartimento del pasajero.

El problema causó la mayor serie de llamados a reparación de autos en la historia de Estados Unidos, con al menos 63 millones de infladores retirados para su revisión. El gobierno estadounidense ha informado que hasta septiembre, más de 11,1 millones de ellos no han sido reemplazados. Aproximadamente 100 millones de infladores han sido reparados en todo el mundo.

En un comunicado, Honda indicó que el miércoles inspeccionó el Civic involucrado en el choque en Mesa, junto con la Administración Nacional de Seguridad del Tráfico en las Carreteras de Estados Unidos (NHTSA, por sus siglas en inglés), y concluyó que los infladores de la bolsa de aire del lado del piloto y del pasajero se habían roto.

Te podría interesar:

 

Honda añadió que el Civic fue llamado a reparación en diciembre de 2011 por el inflador del lado del conductor y en noviembre de 2014 para el inflador del pasajero. La compañía explicó que envió más de 15 mensajes de correo electrónico a los dueños a lo largo de ocho años, pero las reparaciones gratuitas nunca se realizaron. La compañía añadió que su personal además realizó numerosas llamadas telefónicas e incluso acudió al hogar actual registrado del propietario y dejó información sobre el llamado a reparación.

El conductor que murió en el choque no es el dueño registrado del auto, aseveró Honda. La compañía no difundió más información sobre la persona.

Loading...
Revisa el siguiente artículo