Denuncian condiciones insalubres en edificio del Departamento de Recursos Naturales

Los empleados emplazaron al Secretario del DRNA a que establezca un plan para garantizar la salud de empleados y visitantes

Por Metro Puerto Rico

La Unión de Empleados de la Junta de Calidad Ambiental Local 2337 UAW y la Federación Central de Trabajadores (FCT), quien representa a los empleados de la Autoridad de Desperdicios Sólidos y el Programa de Parques Nacionales, denunciaron hoy lo que catalogaron como insalubres condiciones del edificio central del Departamento de Recursos Naturales y Ambientales.

El grupo también emplazó al secretario Rafael Machargo Maldonado a establecer un plan que garantice la salud y seguridad del personal que labora en la agencia y de sus visitantes.

“Citamos a los medios de comunicación para que el país vea las condiciones en las que se encuentra el edificio central del Departamento de Recursos Naturales y Ambientales, que vean con sus propios ojos las condiciones insalubres en las que trabajan cientos de empleados en un edificio enfermo y lleno de hongos. Edificio en donde para colmo la administración no sigue el protocolo contra el Covid. Emplazamos al secretario Rafael Machargo a tomar acción de inmediato para resolver esta situación que atenta contra la salud de los empleados o nosotros como representantes de los empleados tomaremos otras acciones para resolverla”, expresó Miguel Rivera, presidente de la Local 2337 UAW.

Trabajo presencial

Wilkin López, representante internacional de UAW, explicó que son alarmantes las condiciones en las que se encuentra el edificio en un momento donde el país enfrenta la pandemia del Covid-19 y donde los empleados han sido llamados a trabajar presencialmente en las oficinas de gobierno.

“Esto es un asunto de salud y seguridad, es alarmante ante el momento en que vivimos con la pandemia del COVID-19 atentando contra nuestros unionados, familiares y visitantes. Hemos dado varias alternativas al secretario Machargo y hasta el momento no se ha presentado plan alguno. Exigimos acción, compromiso y que se garantice un ambiente en el cual no se afecte la salud física y mental de nuestra gente”, añadió.

Entre tanto, Antonio Cabán, presidente de la Federación Central de Trabajadores detalló que la situación de salubridad en el edificio se agrava por las condiciones en las que se encuentra el sistema de acondicionadores de aire.

“Durante el mes de agosto y en lo que va del mes de septiembre se han interrumpido las labores en 16 ocasiones ante las continuas fallas y poca capacidad de enfriamiento del aire acondicionado, que, a su vez, aumentan el riesgo potencial al contagio del COVID 19 y otros virus relacionados. No vamos a esperar que pase una tragedia para exigir que se tome acción”, puntualizó

“Lo más triste de esto, es que la agencia cuenta con el dinero para la compra de un nuevo sistema de aire acondicionado, porque le fue asignado los fondos hace más de un año y por la burocracia o incompetencia al día de hoy ese dinero aún continúa en la cuenta de banco en vez de ser usado para lo que fue asignado. La práctica de contar con el dinero y no utilizarlo con eficiencia no puede continuar”, añadió.

Acondicionador de aire

Los líderes sindicales explicaron que el pasado 20 de agosto de 2020, el licenciado Machargo les informó que certificaron que el sistema de aire debe ser sustituido por una unidad nueva, que aún no se había realizado una subasta para adquirirlo y que el trabajo asciende a 1.7 millones aproximadamente.

“Machargo nos dijo que iba a realizar una Orden Administrativa declarando una orden de emergencia para descartar la subasta y que le solicitaría a la Administración de Servicios Generales realizar una compra excepcional debido a que cumple con los dispuesto en la carta circular referente al riesgo a la salud que enfrentan empleados y visitantes. Sin embargo, al momento, no contamos con información alguna de los trámites realizados o respuesta de las agencias pertinentes. No sabemos qué ha pasado con la compra del sistema de aire, no sabemos si se hizo la Orden Administrativa, no sabemos nada. A esto le sumamos, el avanzado detrimento del edificio ante el hongo que se puede percibir a simple vista en las paredes y cristales, la falta de equipo de protección y desinfección y que no hayan activado los respectivos Comité de Salud y Seguridad”, concluyó Cabán.

 

Te recomendamos:

Loading...
Revisa el siguiente artículo