Música y lectura para decir adiós a María Asunción Olivar viuda de Adolfo de Hostos

El alcalde de Mayagüez José Guillermo Rodríguez decretó dos días de duelo y ordenó que las banderas ondearan a media asta

Por Metro Puerto Rico

Los restos de “la hostosiana mayor” María Asunción Olivar viuda del historiador y arqueólogo Adolfo de Hostos, hijo del prócer Eugenio María, serán expuestos en la Funeraria Ehret de Río Piedras el jueves 18 de junio de 2020, de 5:00 a 9:00 p.m.

El deceso de la bibliotecaria de 92 aָños se produjo el 12 de junio a las 5:45 p.m. en un hospital de Santurce, donde fue atendida por una condición infecciosa. Le sobreviven su hija Teresa y su hijo Carlos Eugenio, quien vive en Boston.

Música y versos de Hostos

Los integrantes de la Compañía Cimarrón Músico Teatral: Ariel Cuevas, Carlos Lazarte y Carmen Morales leerán y cantarán textos del patricio que la actriz, compositora, cantante y productora Brunilda García musicalizó, junto a Lazarte,  para sus producciones teatrales en torno a la figura del Maestro. Trabajo del cual María Asunción era colaboradora.

María Asunción conoció a su  marido en la Biblioteca Carnegie  donde aprendió a catalogar “y sobre todo, a buscar y rebuscar información sobre libros, periódicos; a poner en orden, a atender al público, a sonreír y hasta a enamorar a aquellos usuarios que se sentaban solamente a mirarla y admirarla”, cuenta su hija Teresa.

A Adolfo le ayudó a preparar, entre otros, el Índice Histórico, que se le había encargado al historiador. Posteriormente se dedicó a preservar y difundir la obra del patriota del barrio Río Cañas Arriba de Mayagüez

“Yo le decía a ella: Mami tu eres una hostosiana mayor. Tú eres… has venido a ser una hija más de (Eugenio María) De Hostos. No eras ni siquiera la nuera, tú  eres una más de las hijas que Hostos tuvo”, sostuvo Teresa al recordar la entrega y la devoción con la que su madre preservó y difundió el legado del Maestro, y el de su marido Adolfo.

Asimismo, se indicó que las cenizas de María Asunción serán esparcidas en dos espacios muy cercanos a su corazón: el Museo Eugenio María de Hostos en la finca familiar donde nació y se crió el prócer en Mayagüez, y en Casa Pueblo de Adjuntas.

Dos días de duelo y banderas a media asta

En su memoria, el alcalde de Mayagüez José Guillermo Rodríguez decretó dos días de duelo y ordenó que las banderas ondearan a media asta. Según Rodríguez, Doña María Asunción  “fue una de las que no cesó su lucha hasta lograr que se construyera un museo en el lugar de nacimiento de Eugenio María de Hostos. Siempre fue una invitada especial en todas las actividades en conmemoración del Maestro Hostos”.

“Agradezco los días de duelo que la administración municipal de Mayagüez  y el alcalde José Guillermo Rodríguez han decretado en memoria de mi madre”, sostuvo Teresa.

Protocolo de seguridad por CoVid

Mientras, las directrices de la orden ejecutiva que impone el distanciamiento social por el CoVid-19 establecen que solo podrán estar en la sala 18 personas a la vez. Además, todos deben utilizar mascarillas y guardar la distancia reglamentaria de seis pies. A medida que vayan saliendo podrán entrar otros.

Finalmente, se agregó que el tiempo del velorio se reduce a cinco horas y no se permite a nadie en los pasillos. Las personas tienen que abandonar la funeraria una vez presentados los respetos a la familia.

Loading...
Revisa el siguiente artículo