Urgen a que empresas cuenten con un plan de desinfección de superficies, antes de restablecer sus servicios

La desinfección de estas debe formar parte integral de los planes de contingencia y continuidad de las empresas y empleadores para enfrentar la actual crisis con el COVID-19

Por Metro Puerto Rico

Antes de restablecer las operaciones de cualquier empresa y ante el incremento de casos positivos de COVID-19 en la Isla, mantener un ambiente de trabajo sano y saludable no solo es vital para proteger la salud de la empleomanía, sino para garantizar la continuidad de las operaciones. A nivel empresarial, es indispensable que los empleadores practiquen la desinfección de las superficies de alto contacto, enfatizó un experto de calidad de ambiente interior y saneamiento de ambientes interiores.

“Estamos enfrentando un enemigo invisible y del cual conocemos muy poco, por lo que debemos tomar todas las medidas de desinfección necesarias, conforme a las guías de la Organización Mundial de la Salud (OMS) y los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades (CDC, en inglés). Los patronos tienen el deber de proteger a sus empleados, evitando la propagación del COVID-19. Esto, además de proveer un ambiente de trabajo saludable mientras continúan con sus operaciones, ayuda a tener empleados más productivos al sentirse seguros en su lugar de trabajo”, afirmó el experto remediador certificado en ambientes microbiológicamente contaminados, Carlos González Boothby, presidente de Indoor Environmental Consultants (IEC).

De acuerdo a la OMS y el CDC, las dos vías primarias de contagio con el COVID-19 son la inhalación de pequeñas gotas de líquido contaminadas expedidas por una persona infectada y a través del contacto con las superficies en las que el virus pueda permanecer vivo. Por eso es importante que las empresas como farmacias, supermercados y establecimientos de comida, entre otros, mantengan sus espacios desinfectados en todo momento. Pero esto debe hacerse de la manera correcta.

“Los esfuerzos de desinfección y sanitización de las empresas en los lugares de trabajo no serán efectivas si no están acompañados de una evaluación y plan de mitigación profesional. Por eso, es de suma importancia que se contrate a una empresa especializada y de trayectoria reconocida, con el fin de garantizar el resultado requerido por las autoridades: minimizar la supervivencia o existencia del virus en las facilidades, no solo en las superficies de alto contacto, sino en cualquier otra superficie de la facilidad afectada y a su vez proteger la salud y seguridad de quienes realizan el trabajo”, sostuvo el también instructor autorizado por OSHA.

“Toda empresa que tenga como prioridad proveer un ambiente de trabajo sano y saludable, que propicie la productividad y el bienestar de sus empleados, debe incorporar este proceso de desinfección como parte de su plan de contingencia y continuidad de negocio”, enfatizó González Boothby.

Según un reciente estudio, de científicos de los Institutos Nacionales de Salud, CDC, UCLA y la Universidad de Princeton el COVID-19 fue detectado en aerosoles durante hasta tres horas, hasta cuatro horas en cobre, hasta 24 horas en cartón y hasta dos o tres días en plástico y acero inoxidable. El tipo de superficie, temperatura o humedad del ambiente son factores que pueden prolongar el tiempo que el virus sobreviva en una superficie, según la OMS.

 

Llamado a las empresas a velar por la calidad y efectividad de los procesos

Las empresas que requieran los servicios de desinfección y sanitización deben solicitar a la compañía o suplidor sus credenciales, así como la hoja de la data de seguridad (SDS, por sus siglas en inglés), del producto y una copia de la etiqueta. También debe solicitar las certificaciones vigentes, referencias en trabajos de similar magnitud y tipo de operación, que le informe sobre la tecnología a utilizarse y el producto a aplicarse.

“Buscamos ser un recurso educativo y de orientación. No solo nos pueden llamar para solicitar servicios, sino también para una orientación libre de costo”, sostuvo González Boothby, quien también cuenta con una certificación como ambientalista especialista en ambientes interiores.

En la actualidad IEC recomienda dos tipos de procesos: el primero, de manera proactiva para minimizar la propagación de enfermedades contagiosas, como el coronavirus (COVID-19), micoplasma y la influenza. El segundo proceso está enfocado en la respuesta a los casos sospechosos o confirmados de COVID-19 en las facilidades, según requiere el CDC en sus guías actualizadas.

El proceso más efectivo consta de la aplicación de Vital-Oxide –un químico de baja toxicidad– que logra la descontaminación de las superficies de alto contacto con el exclusivo equipo de desinfección con carga electroestática SC-ET, utilizando la pistola rociadora Max Charge. Esta tecnología produce una llovizna seca que puede aplicarse a todas las superficies incluyendo los equipos electrónicos y documentos, garantizando la cobertura del 100% de las superficies, eliminando así el factor de error humano en el proceso de desinfección. Asimismo, la tecnología utiliza un 40% menos químico comparado con los métodos tradicionales.

Este tratamiento preventivo debe darle a la empresa una protección de 30 días, en combinación con la limpieza rigurosas de las áreas comunes y manteniendo una vigilancia del personal que labora en el área. Lo recomendable es que el empleador prohíba la entrada de cualquier empleado que muestre síntomas como tos, flema, dolor de garganta, secreción en los ojos o fiebre.

En cuanto a la disponibilidad del equipo y materiales necesarios para los procedimientos, y previniendo la escasez de estos, desde el mes de diciembre –cuando aparecieron los primeros casos en Wuhan, China– IEC se preparó con una reserva de sobre 400 galones de Vital Oxide, un producto que cuenta con la aprobación de la Agencia de Protección Ambiental (EPA, por sus siglas en inglés) para ser utilizadas en el control del SARS-COV2, causante de la enfermedad del coronavirus, así como 10 equipos de desinfección electroestático. Durante las próximas dos semanas recibirá equipos y mercancía adicional, con el fin de cumplir con la alta demanda de servicios.

 

Exhorta a las empresas a tener listo su plan de acción

El CDC establece que los empleadores deben planificar sus respuestas a los diferentes niveles de transmisión de la enfermedad en la comunidad y estar preparados para afinar sus planes de respuesta comercial, según sea necesario. Las autoridades en salud han reconocido que en Puerto Rico ya existe la transmisión comunitaria.

Las empresas deben identificar un coordinador interno que será responsable de las situaciones relacionadas al COVID-19 y su impacto en el lugar de trabajo. De igual modo, los empleados deben informar a su supervisor si tiene un familiar enfermo en su hogar con COVID-19, o si el propio empleado ha sido infectado, de modo que el empleador pueda tomar las medidas necesarias de desinfección en el lugar de trabajo.

Según el CDC, si una persona que se sospecha que podría tener el COVID-19 o que ha dado positivo al virus, estuvo en el lugar de trabajo, la compañía debe realizar una limpieza y desinfección de las instalaciones inmediatamente.

Los empleadores deben proporcionar pañuelos desechables y recipientes de eliminación sin contacto, jabón y agua, desinfectante para manos disponibles en el marcado, desalentar los saludos que impliquen contacto físico y fomentar la etiqueta de tos y estornudos.

IEC es una empresa netamente puertorriqueña con más de 30 años de experiencia, especializada en mantener ambientes interiores sanos y saludables. A nivel Internacional la empresa ha realizado proyectos en República Dominicana, Panamá, Brasil, E.U.A, Islas Vírgenes Americanas y Británicas, así como adiestramiento y alianzas estratégicas con compañías en Colombia (Barranquilla, Cali y Bogotá), Panamá, República Dominicana y México.

De igual modo, empresas líderes en distintas zonas geográficas como Panamá, Colombia, México, Ecuador y República Dominicana, han utilizado a IEC como vehículo para adquirir sus equipos y productos de desinfección para reducir la propagación de COVID-19 en sus respectivos países.

Localmente IEC ha participado como conferenciante en eventos ofrecidos por Puerto Rico OSHA, Federal OSHA. Asociación de Industriales, “Federal Safety & Health Congress”, Asociación de Profesionales de Prevención de Accidentes de PR y la Sociedad de Microbiólogos de PR, entre otras.

Para más información sobre servicios, procesos u orientación en general, puede llamar a Indoor Environmental Consultants al 787-568-8880 o visita la página web iec-pr.com/iec/coronavirus

Te recomendamos este vídeo:

 

 

 

Loading...
Revisa el siguiente artículo