En aumento casos de los que no hay rastros

La escasez de pruebas no es la única traba, sino que a esto se suma la poca información que se tenía de los casos positivos para poder establecer futuros focos de contagio

Por Lyanne Meléndez García

Han pasado más de dos semanas desde que se anunciaron los primeros tres casos de coronavirus COVID-19 en Puerto Rico, y sin embargo, el Gobierno no tiene constancia del estatus ni de esos, ni de los ya más de cien casos registrados que van en aumento.

Y es que las autoridades locales no han realizado lo que se conoce como contact tracing, que es el rastreo de los casos positivos para saber dónde estuvo esa persona y con quién tuvo contacto, debido a que los datos que inicialmente se recopilaron de los pacientes contagiados no brindaban la información suficiente para poder llevar a cabo ese ejercicio.

No será hasta esta semana que el Task Force Médico espera tener un sistema de vigilancia rápida. Según admitió uno de los miembros del equipo de trabajo, el sistema lo comenzaron a desarrollar hace apenas unos cuantos días. Se espera que además de registrar casos nuevos, se haga el seguimiento de todos los que han dado positivo.

El doctor Juan Reyes, del equipo de Epidemiología, indicó el sábado en conferencia de prensa que el sistema de vigilancia rápida “debe comenzar lunes o martes”.

Relatos desde el hospital en tiempos de pandemia

Profesionales de la salud posponen las muestras de cariño a sus familias para reducir los contagios mientras que se estima que son estos empleados los que están en mayor riego con hasta un 15 % de los casos de COVID-19 positivo por atender la emergencia

“A este momento no tenemos esa información porque estamos montando el sistema de vigilancia rápida”, dijo el galeno, al tiempo que explicó que es por esta razón que las autoridades desconocen cuántos están graves, en cuidado intensivo o cuántos hospitalizados y cuántos en sus casas.

“Hemos tenido que trabajar sobre esto en una semana para sacar un sistema que pueda identificar casos en hospital, laboratorios y aeropuertos, y luego el contact tracing”, expuso el epidemiólogo. Reyes aseguró que ya se coordinó con los hospitales para tener datos concretos y una vez se tenga el sistema se actualizarán de forma “rápida y ágil”.

Aseguran es deficiente la vigilancia de Salud

El director del Task Force, Segundo Rodríguez, pidió paciencia mientras logran presentar datos. “El sistema de Vigilancia que estaba en el Departamento de Salud estaba muy deficiente”, reconoció Rodríguez, lo que atribuyó a que “hay recursos limitados”. “Nos hemos dado a la tarea de en una semana, trabajando 14 horas al día, desarrollar un sistema de vigilancia rápida”.

La doctora Marta Cruz sostuvo que “tenemos información, pero no tenemos datos específicos para poder hacer el contact tracing”. Indicó que la expectativa es que cada caso que se registre a partir del lunes tenga detalles específicos, “para poder contestar todas las preguntas que son importantes”.

De acuerdo con los datos más recientes al cierre de esta edición, el COVID-19 ya cobró la vida de dos personas adicionales, para elevar a cinco el total de fallecidos por esta enfermedad. Las víctimas más recientes eran varones y se encontraban en salas de aislamiento de dos hospitales distintos, siendo tratados para las condiciones que cada cual presentaba. No obstante, el cuadro clínico de ambos se fue deteriorando hasta llegar a la muerte, se informó.

El Departamento de Salud reportó ayer que la cifra de casos positivos llegó a 127, mientras el total de resultados negativos aumentó a 841 y se espera por otros 817. En Puerto Rico, ya se han realizado un total de 1,785 pruebas de COVID-19, un significativo aumento en comparación con las que se estaban llevando a cabo semanas atrás.

Registran duplicación de casos cada tres días

Con la esperanza de que si las personas cumplen con la cuarentena se comience a ver una baja en los casos de COVID-19, el Task Force médico registra una duplicación de casos cada tres días y medio.

Reyes, del equipo de Epidemiología del Task Force, indicó: “Compartimos con la gobernadora un gráfico de cómo está comportándose (el registro de casos), cómo están reportándose los casos al no tener una curva epidémica. (No tenemos la certeza de) cuándo comienzan los síntomas en las personas, el día a día los casos, pero los vamos a tener pronto porque el sistema de vigilancia rápida va a levantar esa información”.

“A este momento —lo he dicho en broma y en serio— que a falta de pan, galletas. Hicimos un gráfico donde aparece cada uno de los casos en una gráfica logarítmica y vemos claramente cómo han ido acelerándose los casos estos días dándose una duplicación de casos cada 3.5 días”, agregó Reyes.

Sin embargo, en esa gráfica logarítmica publicada en redes sociales no hay una definición ni expresan en qué se basan para hacer las proyecciones de los diferentes escenarios calculados.

Uno de los escenarios presenta la posibilidad de que haya duplicación diaria, otro presenta la duplicación cada 3.5 días y otro escenario cada semana. La representación lineal de casos en Puerto Rico se acerca más al escenario de duplicación de 3.5 días. Sin embargo, no se ofrecen más detalles que expliquen en qué se basan para los otros escenarios. Tampoco se ofrece una proyección certera a futuro.

El Task Force ha reconocido que la realización de más pruebas es necesaria para llegar a lograr proyecciones más certeras.

ANÁLISIS:

¿Cómo evalúa la proyección de casos que hace el Departamento de Salud? – Cruz María Nazario, epidemióloga

Cuando se publica una tabla como esta, no pone el modelo que utilizó, no pone la fórmula, hay que tener un poco de cuidado… Ellos lo único que están diciendo es que el número de casos se va duplicando cada 3.5 días. Esto es lo mismo que pasó en todos los países de los que he podido leer algo; no es nada diferente.

Si miramos lo que ha pasado internacionalmente, cada 3.5 días se van duplicando los casos. Cada caso tiene la capacidad de infectar a 2.5 personas, de dos a tres personas. Por lo tanto, de ahí es que sale que es una proyección logarítmica, no es matemática… El problema cuando evaluamos si esto va a continuar de esa forma es que todo depende del nivel de prueba que ellos hagan. El número de casos aumenta por dos razones. Una razón es que hagas más pruebas, así que tienes en una población mil casos, si no haces ninguna prueba, pues tenemos cero casos. Lo que pasaba en Puerto Rico, hasta que empezaron a hacer pruebas, muy tarde, reducidas porque seguían las recomendaciones de CDC a hacer la prueba a alguien que había venido de China y por eso no había casos. La otra explicación de por qué tenemos más casos es porque, en vez de mil casos, hay una propagación bastante activa en la comunidad, y la gente se siga contagiando unos a otros y van a aumentar el número de casos. En esa ultima explicación, habría que pensar que dado que tenemos un cierre de escuelas, universidades, teatros, todos los lugares de aglomeración de personas… Si eso estuvo pasando en la comunidad, vamos a seguir aumentando el número de casos hasta que llegue al pico.

Aquí la critica grande es que, el Departamento de Salud, la información que esta proveyendo es muy escasa. No se sabe cuáles son las premisas que estamos usando para construir los modelos.

El doctor Rodríguez Quilinchini dice que las pruebas no curan. A mí me parece eso una ofensa, porque nadie en su sano juicio dice que hacerte una prueba cura, y es como tratar de virar la tortilla. Nadie está diciendo que las pruebas para el COVID-19 nos van a curar. Lo que se está exigiendo es que se hagan las pruebas para saber quién está positivo, para que esas personas vayan a cuarentena estricta. Lyanne Meléndez García

 

Te recomendamos este video:

Loading...
Revisa el siguiente artículo