Gobierno dice solo sigue instrucciones del CDC

Mientras siguen los cuestionamientos sobre la necesidad de hacer más pruebas, autoridades insisten en protocolos de la semana pasada

Por Manuel Guillama

El Gobierno justificó ayer el ritmo al que autoriza la realización de pruebas para detectar el coronavirus, que al momento se sitúan en apenas 37, pese a que el Departamento de Salud insiste que tiene capacidad de manejar hasta 100 muestras diarias si fuera necesario.

Asimismo, los funcionarios defendieron la decisión de continuar utilizando las guías del Centro para el Control y Prevención de Enfermedades (CDC, en inglés) como criterios para decidir a qué personas se les practicará el examen, si bien la propia Organización Mundial de la Salud ha reiterado que ampliar la cantidad de pruebas realizadas es un elemento clave en la contención del coronavirus.

La directora de la Oficina de Bioseguridad del Departamento de Salud, Jessica Cabrera, recalcó que, al momento, Puerto Rico se mantiene en el nivel 2 de alerta, ya que no se han registrado casos de transmisión comunitaria de coronavirus. Sin embargo, entre los criterios del CDC para tomar la muestra a un paciente, se encuentra no solo que presente síntomas asociados a la enfermedad —como tos seca, problemas respiratorios y fiebre—, sino que haya viajado o haya tenido contacto con alguien que haya viajado a lugares con alta incidencia del virus.

“Estamos siguiendo la guía del CDC. No estamos haciendo un protocolo diferente. Así que vamos a repasar el historial de viaje, la sintomatología y el criterio clínico, que si tenemos una persona con complicaciones respiratorias, el médico, a través de diagnósticos diferenciales, puede encontrar la causa. Esa fue la flexibilidad que hace una semana colocó el CDC”, dijo Cabrera, quien fue la única funcionaria del Departamento de Salud (DS) en participar de la primera conferencia de prensa virtual que realiza el task force asignado a manejar la emergencia.

De seguir solo esos requisitos, en teoría se haría virtualmente imposible que se registre un positivo al COVID-19 por transmisión comunitaria.

Al momento de esta publicación, el DS esperaba por los resultados de 19 pruebas de coronavirus. Ayer se anunció que cuatro pacientes habían dado negativo, por lo que ya suman 13 las personas que se ha descartado que padezcan de la infección, frente a cinco que se mantienen hospitalizados tras dar positivo.

El secretario de Asuntos Públicos, Osvaldo Soto, pareció liberar al Gobierno de la responsabilidad de manejar un mayor volumen de muestras, al insistir que se mantienen las conversaciones para que instituciones privadas como Quest Diagnostics, Laboratorios Toledo y Laboratorios Borinquen analicen pruebas solicitadas por ciudadanos particulares.

“Estamos por aumentar la capacidad del Laboratorio de Salud Pública, de modo tal que el procesamiento sea uno mayor”, dijo Soto sin explicar por qué el Gobierno no comienza a procesar una cantidad de pruebas más cercana a su capacidad.

“La preocupación es genuina, que los médicos puedan querer que se hagan más pruebas. Sin embargo, lo que se ha establecido como requisito es que no se le va a hacer a todo aquel que tenga uno o dos síntomas. El que tenga los tres síntomas sí requiere que se le haga la prueba. Hacerle la prueba a alguien que tenga un síntoma o dos le va a dar tranquilidad o paz a la persona o los familiares. Eso se puede atender cuando ya los laboratorios privados tengan disponible para hacer las pruebas en Puerto Rico”, expresó el funcionario.

Soto puntualizó, además, que, al Puerto Rico ser una jurisdicción de los Estados Unidos, el Gobierno continuará siguiendo al pie de la letra las regulaciones del CDC.

“Aunque exista cualquier otro método en cualquier otro país nuestra primera línea va a ser seguir las instrucciones del gobierno federal en todo aquello que pueda moverse dentro del tráfico de Puerto Rico”, sostuvo el funcionario.

 

Te recomendamos este video:

Loading...
Revisa el siguiente artículo