Empleados de Yauco plantean irregularidades con el pago de horas voluntarias

Se trata del segundo día del juicio contra el exalcalde del municipio.

Por Sadot Santana Miranda

Por segundo día consecutivo, los testigos de la Fiscalía federal argumentaron irregularidades en el pago de las horas voluntarias que debía realizar el exalcalde de Yauco Abel Nazario a 177 empleados públicos.

Durante la mañana, los fiscales federales Scott Anderson y Miriam Rodríguez presentaron los testimonios de tres empleados municipales que plantearon que el entonces alcalde les entregó los cheques por el trabajo de horas voluntarias sin explicarles que se trataba de un acuerdo con el Departamento de Trabajo federal y que el cheque respondía a un "pago por adelantado". La prueba de Fiscalía también expuso que estos empleados —luego de recibir el cheque por el trabajo de horas voluntarias— dejaron de recibir pagos de la nómina regular por varios meses.

El gobierno federal acusó al exmandatario municipal de cometer fraude electrónico y por la utilización de documentos falsos. En 2014, tras un referido de la Oficina de la Contralora, el Departamento de Trabajo federal le ordenó al municipio que realizara pagos retroactivos a cerca de 177 empleados por un total de $588,961.43. Esto como resultado de una investigación de la agencia federal que encontró que el municipio de Yauco había acordado con estos empleados para que laboraran dos horas al día de forma voluntaria.

El testigo Anderson Castro —quien laboró como empleado de áreas verdes en el municipio— declaró que el 22 de abril de 2015, Nazario le entregó un cheque por $1,822 y le comentó que se trataba de un pago de nómina por adelantado. "Él [Nazario] me dijo que era un cheque de adelanto por tres meses y medio de trabajo", manifestó Castro a preguntas de la Fiscalía.

"¿Nazario nunca le dijo que el pago respondía al pago de horas voluntarias?", preguntó el fiscal Anderson. "No", respondió Castro. El testigo agregó que Nazario tampoco le explicó que el pago se respondía a un acuerdo con el Departamento de Trabajo federal en el que el municipio de Yauco debía pagarle esta cantidad a los empleados del municipio, lo cual, según fiscalía, eran ajenos a la nómina regular.

Castro, además, testificó que tras el pago en abril no volvió a recibir un pago de nómina regular hasta agosto. La defensa de Nazario —por medio del abogado Edgar Vega— cuestionó a Castro sobre por qué el empleado no leyó el acuerdo que le entregó Nazario para que firmara. "No lo leí…Solo me dijo que se trataba de un acuerdo con que pagaban esos meses por adelantado", señaló Castro. Vega también increpó a Castro en torno a las razones por las cuales no le notificó a su supervisora que Nazario le informó que estaría trabajando tres meses y medio sin paga.

Por su parte, el testigo José Cordero Borges —quien laboró en el municipio como manejador de casos del Centro Renace—planteó que le pagaron $1,996.77 el 29 de abril pero que supuestamente el entonces alcalde le dijo que tendría que trabajar cerca de tres meses para reponer esas horas. A preguntas de la fiscal Rodríguez, Cordero aseguró que Nazario tampoco le explicó el acuerdo del Departamento de Trabajo federal —que firmó al recibir el cheque— que detallaba que el pago respondía a unas horas de trabajo voluntarias que la alcaldía no podía hacer.

 

 

Loading...
Revisa el siguiente artículo