MMM impugna en el Tribunal subasta del plan médico en la AEE

El representante Jesús Manuel Ortiz refirió sus preocupaciones al Inspector General de Salud

Por Sadot Santana Miranda

Mientras continuaban las denuncias de legisladores del país acerca del contrato para la cubierta médica de empleados de la Autoridad de Energía Eléctrica (AEE), la aseguradora MMM impugnó la adjudicación de la subasta realizada por la corporación pública en la que prevaleció la empresa Triple-S.

La compañía sometió un recurso de revisión el pasado lunes 9 de diciembre ante el Tribunal de Apelaciones y reclamó al foro que paralice la contratación de Triple-S, ya que se trató de una adjudicación “arbitraria, caprichosa e irrazonable” por parte de la AEE.

El pasado 21 de noviembre, la corporación pública volvió a adjudicarle a Triple-S la administración de la cubierta médica para empleados y retirados. El contrato de un año está valorado en $42 millones y, actualmente, está bajo la evaluación de la Junta de Control Fiscal. En 2018, Triple-S también prevaleció en la subasta de la AEE para administrar la cubierta de salud, aunque en ambas ocasiones era más costosa que la del resto de licitadores.

De acuerdo con la representación legal de MMM, la determinación de la AEE “atenta contra la sana administración pública… e implica y significa un despilfarro de fondos públicos”. MMM expuso que su propuesta redundaría en un ahorro de 12% en comparación con la oferta de la aseguradora Triple-S. Señalaron, además, que se trató de la propuesta con mayores beneficios médicos para empleados y retirados frente a aquellos que ofreció el proveedor actual.

Asimismo, la aseguradora médica argumentó que la AEE —al notificar el resultado el pasado 21 de noviembre— no presentó las puntuaciones y las razones para favorecer a Triple-S.

“La propuesta de Triple-S fue casi $5 millones de dólares más cara que la propuesta de la parte aquí recurrente MMM, quien quedó en un segundo lugar a pesar de cumplir con todos los criterios y ofrecer más beneficios, derrotando así el propósito principal del Request for proposal, el cual era lograr ahorros significativos en la contratación del plan médico”, reza el documento judicial en poder de Metro.

Aunque la empresa reconoció que la oferta más económica no es el único factor que se considera durante una subasta gubernamental, “la consideración primordial debe ser proteger los fondos del pueblo de Puerto Rico”. Argumentaron que las leyes de Puerto Rico indican que si una empresa presenta la oferta más económica y cumple con todos los requisitos, esta debe considerarse para prevalecer en la subasta, ya que disminuye los riesgos de favoritismo y la corrupción gubernamental.

“Sorprendentemente, [la AEE] emite una determinación favoreciendo la opción más cara, que fue la propuesta de la empresa Triple-S, sin tan siquiera notificar el análisis de los elementos tomados en consideración”, lee el documento judicial.

La propia corporación pública habría admitido que la opciones e iniciativas de MMM para las áreas de hospitales eran las más competitivas, según MMM.

El pasado 12 de diciembre, la AEE pidió al Tribunal de Apelaciones que desestime el pleito en su contra, ya que había emitido una notificación enmendada con las tablas “que reflejan las puntuaciones porcentuales otorgadas a cada licitador”,  por lo que la controversia era académica.

Recurre al inspector general

Por su parte, el representante del Partido Popular Democrático Jesús Manuel Ortiz envió una misiva al subdirector de la Oficina del Inspector General del Departamento de Salud, José Luis Soto, para que el ente federal examine la contratación.

“Estos procesos de contratación llevados a cabo por la AEE levantan interrogantes que tienen que ser aclaradas”, reza la carta, en la que el legislador reiteró que el acuerdo reduce los beneficios para los empleados y retirados de la AEE.

Loading...
Revisa el siguiente artículo