Choque de trenes por el poder

El liderato del Partido Nuevo Progresista aseguró ayer que no planifican la salida de Wanda Vázquez como gobernadora luego de su sucesión al poder en virtud de la determinación del Tribunal Supremo y la Constitución

Por María de los Milagros Colón y Sadot Santana Miranda

A solo dos días de la juramentación de Wanda Vázquez como gobernadora, el liderato del Partido Nuevo Progresista (PNP) descartó que exista una colisión entre ellos y la incumbente, aun cuando la controversia era más que evidente. Asimismo, el liderato rechazó que vaya a negociar la salida de Vázquez de la gobernación para abrir paso a que la comisionada residente Jenniffer González ocupe la silla en La Fortaleza.

Sin embargo, en la tarde, el presidente del Senado, Thomas Rivera Schatz aseguró que “el 99 % ” de los líderes electos de la colectividad apoya que la comisionada residente sea nombrada secretaria de Estado, y finalmente, gobernadora.

Sus declaraciones fueron luego de estar reunido durante más de cuatro horas en el Capitolio con González y 28 de los 33 alcaldes novoprogresistas (84 %), 21 de 34 representantes (61 %), así como 17 de 20 senadores (85 %). La extensión de ese cónclave hizo que los líderes de Cámara, Carlos “Johnny Méndez, y del Senado llegaran tarde a otra reunión con Vázquez en La Fortaleza.

A su salida de ese encuentro, que duró menos de una hora, ni Méndez ni Rivera Schatz hablaron con la prensa que los esperaba.

Luego le tocó el turno a la comisionada residente de sentarse con Vázquez.

“Nosotras no hablamos aquí de posiciones. Ella no hizo ningún tipo de ofrecimiento. Yo tampoco hice ningún planteamiento en ese sentido”, sentenció González a su salida de La Fortaleza.

González catalogó la reunión con Vázquez como “cordial”. “Es la primera reunión, y en eso tengo que reconocer que cuando el licenciado [Pedro] Pierluisi asumió, nunca hubo una llamada. Nunca hubo una reunión. Tengo que agradecerle a la gobernadora el que nos haya citado”, dijo.

Vázquez insiste en que no dejará la silla.

Según González, hay retos del país que merecen atención inmediata. “Yo le planteé las prioridades que yo entendía en términos de fondos federales, la situación de la credibilidad. Ella lo entendió”.

González no respondió por qué no había expresado esas preocupaciones durante la incumbencia de Ricardo Rosselló.

Mientras, durante la larga jornada de múltiples reuniones ayer, González dijo en varias instancias que las conversaciones con alcaldes y legisladores se han centrado estrictamente en su disponibilidad para el cargo y no en una negociación para su ascenso a gobernadora.

La comisionada residente insistió en resaltar la validez o el deber de los “representantes electos”.

Metro preguntó si el ser electa la pone en ventaja ante Vázquez. “Es que yo no veo esto como una competencia. Yo no estoy aquí compitiendo por nada. Ya yo represento al pueblo de Puerto Rico. Así que yo no estoy en competencia aquí por nada. Yo solamente estoy, con mucha humildad, respondiendo a la petición de mis alcaldes, de mis presidentes municipales, de mis legisladores y presidentes de los cuerpos legislativos”, aseguró.

Además, reconoció que no tiene poder para ocupar el cargo dado a que es la gobernadora quien tiene que nombrarla a la secretaría de Estado, con el consejo y el consentimiento de la Cámara de Representantes y el Senado.

Durante toda la comparecencia ante los medios en el Capitolio, Rivera Schatz y González distinguieron que ellos son funcionarios electos, a diferencia de Vázquez, que fue nombrada por Rosselló.

Al cierre de esta edición no había indicios de que ese nombramiento fuera a darse.
Rivera Schatz aseguró en conferencia de prensa que no iba a la reunión con la ahora gobernadora para pedirle su renuncia. “No vamos a solicitarle nada. Ella ocupa el cargo porque yo hice valer la Constitución”, subrayó el presidente senatorial.

“Wanda Vázquez, mientras fue secretaria de Justicia, tenía la potestad de cuestionar y someter un recurso legal para impugnar la juramentación de Pedro Pierluisi a la gobernación. Como secretaria de Estado, ella podía hacerlo, pero no lo hizo”, sostuvo Rivera Schatz.

Rivera Schatz evadió algunas preguntas importantes como si se apresta a iniciar un proceso de residenciamiento contra Vázquez. Tampoco respondió si la gobernadora tendrá independencia o, por el contrario, se enfrentará a una Legislatura que bloqueará sus iniciativas como medida de presión para que renuncie y deje a González como sucesora.

Loading...
Revisa el siguiente artículo