Incierto el momento en que P.R. pueda producir cáñamo

A pesar de que decenas de empresarios interesados se han reunido con el secretario de Agricultura para cultivar cáñamo en la isla, la agencia sigue de manos atadas por reglamentación federal

Por Lyanne Meléndez García

Pese a que ya el Gobierno, a través del Departamento de Agricultura, asegura que está listo para dar paso a la industria del cáñamo (o hemp, en inglés), que dejaría millones al país, la reglamentación está latente en espera por la acción de las agencias federales.

Según el secretario de Agricultura, Carlos Flores, se supone que al momento en Puerto Rico nadie esté cultivando cáñamo —y se desconoce cuándo comenzará— debido a que aún no han establecido, junto con el Gobierno federal, las regulaciones de esta industria derivada del cannabis.

“Esos planes todavía la agencia no los ha publicado, no se han llamado a presentar, según dice la ley. Una vez USDA diga cuándo los estados y territorios pueden someter sus planes, procederemos”, expresó el funcionario. Aclaró que en Puerto Rico no hay certificaciones, inspecciones, o cualquier otra gestión correspondiente al cáñamo que no sea la de investigación.

Flores expuso que el plan de Puerto Rico está bastante preparado como para presentarse en días.

En febrero, el gobernador Ricardo Rosselló firmó una orden ejecutiva para viabilizar el cultivo del cáñamo en la isla, luego de que hubiera una medida trancada en la Legislatura. La firma de la orden surgió a raíz de una enmienda a la Ley federal que permite que el Departamento de Agricultura establezca procedimientos y condiciones para desarrollar el mercado. El Farm Bill de Estados Unidos permite el cultivo del cáñamo bajo el Departamento de Agricultura federal.

Flores evitó dar una fecha en la que espera haya cultivación de cáñamo, aunque señaló que “la presión la tiene ahora mismo el USDA”. “Todo esto es una carrera económica. Vamos a ver cuánto tiempo le toma al USDA poner esto en orden para que nos autoricen, cuando evalúen nuestro plan, pues comenzamos”, expuso.

Aseguró que mientras espera por la aprobación, se enfoca en la investigación. Recientemente, Flores junto a una delegación visitó Hawái en busca de adelantar el proceso de investigación. La investigación es hecha por estudiantes de la Universidad de Puerto Rico en Mayagüez.

“La universidad de Hawái lleva trabajando, desde 1999, ellos han estado haciendo investigaciones con hemp, incluyendo todos los usos a nivel químico con los cannabinoides, pero también usando el hemp, la fibra para hacer diferentes textiles y lotes de construcción”, precisó Flores, quien comentó que decenas de individuos, empresarios, corporaciones, y hasta extranjeros de alto nivel se han reunido en asuntos relacionados con el hemp.

La idea es comenzar la industria del cáñamo con información basada en datos e investigaciones. “Aquí, por ejemplo ya nos comprobaron que las semillas que se deben usar son las que se han estado desarrollando en la China en zonas subtropicales de allá”, planteó el funcionario.

 

Multimillonario repartió semillas ilegalmente

El controversial multimillonario Alkiviades “Alki” David, que fue arrestado el pasado 13 de mayo por llevar 5,000 plantas de marihuana en su avión privado hacia islas del Caribe, tiene interés de sembrar cáñamo en Puerto Rico.

Así lo reportó Rolling Stone, que detalló un viaje del magnate a Puerto Rico el pasado 21 de mayo en el que llegó con tres millones de dólares en semillas de cáñamo, con el ánimo de lanzar una cooperativa agrícola. El empresario entregó semillas a algunos agricultores en busca de sembrar plantas de cáñamo en 800 a 1,200 acres de tierra cerca de Utuado.

David dijo al medio estadounidense que proveerá de manera gratuita las semillas, fertilizantes y adiestramiento sobre cómo sembrar el cáñamo. Luego compraría la cosecha completa a los agricultores a la mitad del precio del mercado. “El trabajo depende de los agricultores. Ellos pueden ganar tanto como ellos quieran”, dijo a Rolling Stone, al señalar que su modelo de negocios está basado en cooperativas suizas.

Sin embargo, según el titular de Agricultura, la acción de David de repartir las semillas es ilegal. “Ninguna persona puede hacer eso en Puerto Rico, primero porque no están aprobados los planes estatales o de territorios para comenzar las certificaciones de finca y de agricultores que van a trabajar con hemp”.

Además, recalcó que las leyes en Puerto Rico prohíben traer semillas de cualquier tipo que no sean nativas o que no tenga un certificado sanitario o haya solicitado autorización del Departamento de Agricultura. “Esa acción conllevó que lleváramos inspectores de sanidad vegetal a rastrear lo que ese señor estaba haciendo, pero desafortunadamente cuando llegamos al aeropuerto en Base Muñiz, se montó en el avión y se fue”, expuso el funcionario. Dijo los federales investigan.

Loading...
Revisa el siguiente artículo