Raúl Maldonado: “Tenemos varios referidos”

Convertido en un súper secretario, el designado secretario de Hacienda dice que la gente ha visto su trayectoria, por lo que, a pesar del tema de los contratos de su hijo, pueden confiar en él. Aseguró que es una buena práctica unir el área de presupuesto con el de desembolso. El CFO del Gobierno habló con Metro Punto por Punto

Por Aiola Virella

Como secretario de la Gobernación, usted tuvo acceso al banco de talentos que mencionaba Rosselló. ¿Por qué seguir usando personas del mismo Gobierno para otros puestos y no traer nuevos profesionales? ¿Qué pasó con ese banco de talentos?

— La realidad es que Puerto Rico ha cambiado y después de María esto es un nuevo Puerto Rico. Especialmente, la combinación de María con la reconstrucción y la combinación de la Junta Fiscal para traer personal al gabinete es una selección bien difícil. Tiene que tener una destrezas bien particulares, tiene que trabajar bajo presión, con prisa, rápido, cumplir con unos due dates, con unas metas y unas métricas bien específicas, y no todo el mundo quiere venir al Gobierno a hacerlo.

¿Se les ha hecho difícil reclutar personas de afuera en este punto de entrar en el Gobierno?

—Bien difícil.

El 5 de diciembre, la Junta envió una carta para indicar que si se pagaba el bono de Navidad no iba a haber dinero para pagar la nómina.  En el portal de la Junta, hay varias solicitudes de reasignación de fondos para el pago de nómina. Incluso, Pesquera confirmó que es complicado para pagar la nómina de Forenses en marzo. ¿Esto se debe al pago del bono de Navidad?

—Lo que pasa es que la Junta Fiscal nos ha cambiado la forma de hacer el presupuesto. Antes, nosotros teníamos la capacidad de mover partidas de un área hacia otra. Podíamos mover de servicios profesionales a nómina y ahí cubríamos. Y ahora, para cualquier movimiento, hay que solicitar permiso y esto, obviamente, atrasa todos los procesos. Además, la junta hizo unos recortes en el presupuesto que ahora tenemos que trabajar con ellos. El último trimestre de este año es un trimestre bien difícil para muchas agencias porque, en ese momento, la parte de nómina ya sufrió en términos de los ajustes que le hicieron, así que tenemos que buscar alternativas para transferir fondos para la parte de nómina para poder cubrir.

Si no se hubiese pagado el bono, ¿tal vez estuviesen más cómodos para pagar la nómina?

—Es que el bono era un issue de política pública para nosotros, o sea, teníamos que pagarlo. Parte de la conversación de los empleados, lo que necesitamos hacer es poder mover partidas de otras áreas donde tenemos ahorros operacionales. O sea, bajamos los gastos, tenemos ese dinero ahí, pero hay que usarlo para la nómina.

¿Puede detallar cuál parte de la política pública del gobernador sobre el CFO provocó la salida Teresita Fuentes? Porque decir que es una diferencia de política pública sin ser específico es como hablar en prosa…. La transparencia requiere claridad.

—La diferencia mayor fue en cuanto a, precisamente, la oficina del CFO (principal oficial financiero). La oficina del CFO está organizada mediante una orden ejecutiva y, además, está incluida en el plan fiscal. El plan fiscal está basado en Promesa. Promesa, obviamente, es la ley suprema ahora mismo en Puerto Rico, así que nosotros como administración pensamos que el CFO organiza y centraliza todas las operaciones, incluidas Hacienda, Oficina de Gerencia y Presupuesto (OGP), Aafaf y parte de otras agencias. La secretaria entendía que esa orden ejecutiva no validaba esa política pública, por lo tanto no estaba de acuerdo con esa política pública.

Usted, desde Fortaleza, con la posición de CFO, ¿tomaba decisiones del día a día de Hacienda que ella resentía?

—No tomaba decisiones, básicamente establecíamos política pública porque las decisiones son operacionales, y los secretarios corren con sus agencias.

Pero parte de lo que ha trascendido en la salida del subsecretario de Hacienda, cuando se le eliminan los accesos, es que eso no es política pública. Esas son decisiones y eso se tomó desde Fortaleza.

—Fortaleza determina qué funcionario retiene su confianza y quién no. En este caso, el miércoles pasado el subsecretario Llerandi habló con la secretaria y le informó que Fortaleza entendía que no tenía confianza en el subsecretario y tenía que ser removido. Se tomó la decisión en ese momento. Esa es del gobernador, de gobernanza.

El gobernador, ¿tomó la decisión de que esta persona no tenía la confianza y ordenó que se le quitaran los accesos?

—Lo que pasa es que quitar los accesos es un protocolo. O sea, una vez a la persona se le indica que tiene que salir de la agencia  o de su puesto, eso es automático a través del sistema de computadoras.

Parte de lo que se ha reportado es que había molestia en que usted destacó demasiado personal de Hacienda en Fortaleza. ¿A cuánta gente usted movió?

—No más de 10 personas, y Hacienda tiene más de 2,000 personas. Realmente, esto es una directriz del plan fiscal. El plan fiscal, cuando hace la oficina del CFO, dice: “No te voy a dar presupuesto. Tú vas a tomar gente y presupuesto de 3 agencias: Hacienda, Aafaf y OGP”.

¿Es cierto que sus escoltas son agentes de Rentas Internas y que todo el pago de sus horas extras salían de Hacienda?

—Sí, eso es correcto.

Y, obviamente, desde que está en Fortaleza trabajan más  horas con usted.

—Sí, trabajan más y, además de eso, es una medida realmente de ahorro, porque, técnicamente, a mí me habían asignado policías que son especialistas en escoltas de seguridad. Eso es un salario más alto, y lo que preferimos es utilizar agentes de Rentas Internas, cuyo salario es más bajo y son agentes que hacen servicio dual. No solamente eran mis escoltas, trabajan en operativos conmigo, que se han visto todos los videos que hemos sacado. Son los agentes que van con la Policía por la noche conmigo a los operativos. Así que no todo el tiempo están conmigo. Realmente, era de escolta, estaban haciendo trabajo de Rentas Internas.

Usted confirmó que hay una investigación en curso en la Oficina de Ética Gubernamental sobre el exsubsecretario de Hacienda…

—No, no confirmé eso. Yo dije que había varios referidos a Ética durante estos periodos, pero nosotros no hablamos específicamente de quién es.

Pero las preguntas eran específicas si eran sobre el exsubsecretario de Hacienda.

—Me las hicieron y la contestación fue que no estoy autorizado a comentar sobre las investigaciones de Ética.

Nosotros llamamos a Ética Gubernamental. Si la persona que hace el referido decide hacerlo público, ellos lo hacen público, ¿por qué no hacerlo público, de qué se trata, quiénes son los referidos, en aras de la transparencia y de que sean situaciones que no vuelvan a ocurrir en el Gobierno?

—Lo que pasa es que esto es un asunto bien serio. Y esto funciona de la siguiente manera. En la secretaría de la Gobernación recibimos la querella de alguien querellándose, y nosotros ahí se la llevamos a Ética. Hay que hacer la investigación y validar esas querellas, y esto es un asunto muy serio que afecta la vida de las personas. Así que preferimos mantener eso confidencial.

¿Es sobre una persona, dos personas, tres personas?

—Tenemos varios referidos.

¿Sobre más de una persona?

—Sí  (Noticentro reveló ayer tarde que el referido tiene que ver con una fiesta de Navidad para la cual solicitaron fondos a suplidores).

¿Hasta cuándo va a ser la confidencialidad? ¿Cuándo la gente puede saber que hay funcionarios que, tal vez, cometieron violaciones ética?

—Cuando Ética termine su investigación, y haga su determinación.

Si ahora dice que va a cancelar los contratos en cuestionamiento, de los que, en algunos, participa su hijo como subcontratista… ¿no es porque nunca debieron darse?

—No, no. Es que son dos temas distintos. Están los contratos en los que yo me inhibí. Hubo una inhibición. Surgió el tema de que hay dos contratistas de los que el aparato de Justicia solicitó una información adicional. Si Justicia está investigando a dos contratistas del Departamento de Hacienda, lo que hacemos es que, como medida cautelar, en lo que Justicia termina, se congelan los contratos.

En OGP hay contratistas que son los mismos contratistas, ¿va a cancelar los contratos que hay en OGP? 

—Bueno, depende. Si son los que están en el Departamento de Hacienda referidos por el Departamento de Justicia […] estaría congelado completamente, sí.

Usted ha dicho que su hijo es una persona con preparación y talento…. que usted no tuvo que ver con las empresas donde tiene algún tipo de participación… pero hay mucha gente con talento y preparación que no pueden acceder a dar servicios bien compensados en el Gobierno… ¿Realmente cree que la gente no ve un conflicto ético? ¿Qué pasa con la gente que tiene preparación, pero si no tuviesen las conexiones no podrían acceder a ese tipo de contrato?

—En este momento, yo creo que ahora mismo en Puerto Rico, con la reconstrucción, lo más que se está solicitando son personas que tengan experiencias en fondos federales. Hay oportunidades de trabajo para todo el mundo. La diferencia con mi hijo, obviamente, es que tiene una educación que está por encima de lo que es regular y ordinario en esa industria.

O sea, que una persona con talento que tenga una preparación similar a la de su hijo —que usted dice que son muy raras las personas que lo tengan— ¿podría tener las mismas oportunidades?

—Puede tenerlas, porque, básicamente, si usted fuese CPA, abogado, puede ser ingeniero industrial y, dentro de esta reconstrucción y fondos federales, todas esas alternativas están disponibles.

¿Qué espera del proceso de confirmación?

—Espero que me confirmen. Yo creo que los legisladores han visto todo mi historial, todo mi récord. Yo vine aquí a servirle al pueblo. Espero que sea un proceso que sea exitoso.

Para ver la entrevista completa Punto por Punto navegar a las 5 p. m. nuestra página de Facebook.

Te podría interesar:

Mire la entrevista completa aquí:

Loading...
Revisa el siguiente artículo