Noticias

Migrantes centroamericanos: “Hemos visto muertos, gente que cae de los tráileres y abusos de la policía"

La caravana migrante, compuesta en su mayoría por familias hondureñas, está de paso en México con la idea de llegar a EU, a pie o en el transporte que se pueda. Desde el lunes pasado ‘vive’ en un deportivo de la Ciudad de México. Otra de El Salvador se estacionó en Chiapas

Por Daniel Flores

Es su tercer día en la Ciudad de México y la caravana migrante conserva dos planes: llegar a Estados Unidos o buscar trabajo en territorio mexicano. Pero en los espacios para refugiarse la ayuda nunca es suficiente.

El albergue —un estadio de futbol—donde mantienen vivos sus sueños pese a todas las carencias y dificultades familiares, se encuentra a 72% de su capacidad.

Son más de cuatro mil migrantes centroamericanos los que guardan reposo en el estadio Jesús Martínez “Palillo”, ubicado en la alcaldía Iztacalco, a tan sólo tres kilómetros del aeropuerto. Pero hay estimaciones que la cifra tocaría los siete mil o más.

Han recibido alimentos y diferentes bebidas, pero tal como ha ocurrido en su travesía, no siempre han completado tres comidas al día.

Representantes de la Secretaría de Desarrollo y de la Comisión de Derechos Humanos locales comentaron a Publimetro que las raciones de comida no siempre alcanzan y los migrantes deben esperar a que lleguen más.

Sin embargo, hasta el momento las autoridades de la Ciudad de México y organizaciones civiles consideran que no están rebasados en lo que respecta a oferta de víveres, espacio para dormir, ropa y seguridad

Los primeros contingentes que llegaron al recinto de Ciudad Deportiva montaron pequeñas carpas y se alojaron en donde pudieron: en gradas de concreto, en los exteriores del estadio e incluso en improvisadas casas de campaña en los alrededores.

El llamado éxodo de centroamericanos se fracturó desde hace unos días, por lo que su arribo a la CDMX ha sido de manera alternada.

Las últimas cifras proporcionadas por el jefe del gobierno capitalino, José Ramón Amieva, el secretario de Protección Civil, Fausto Lugo y la

Comisión de Derechos Humanos capitalina son cuatro mil 500 migrantes los que se encuentran actualmente en el espacio deportivo, el cual tiene una capacidad para recibir a mil personas más.

Para este miércoles se espera la llegada de más migrantes que buscan reagruparse como caravana con rumbo a la frontera con Estados Unidos.

Y viene la tercera caravana

Los más de dos mil integrantes de la tercera caravana, conformada mayoritariamente por salvadoreños, decidieron permanecer un día más en el parque central de Huixtla, en la costa de Chiapas.

El director de la agrupación Pueblos sin Fronteras, Irineo Mújica declaró que a diferencia de las dos primeras caravanas, la de migrantes de El Salvador “es más seria, más disciplinada y respetuosa, aunque también es cierto que las dos anteriores fueron más golpeadas y criminalizadas por el gobierno”.

Hace 23 días, miles de centroamericanos salieron de casa en busca de un mejor futuro, el cansancio, el hambre, las llagas en los pies, la lluvia y la amenaza constante de no tener documentos migratorios no han bastado para cambiar de plan.

En su camino por Chiapas, Oaxaca, Veracruz y Puebla, los hondureños, guatemaltecos, salvadoreños y nicaragüenses, han vivido la solidaridad mexicana que les ha ofrecido sustento, transporte y un lugar para dormir.

Migrante 1 Foto: Nicolás Corte

 

 

“La misma necesidad te obliga a abandonar a tu familia, amigos y tu hogar"

Carlos Alvarado, 21 años, originario de El Progreso, Honduras

¿Qué te forzó a sumarte a la caravana?

—En donde vivimos nos enfrentamos a todo: malos tratos, bajos salarios, no hay trabajo, y por eso está decisión de abandonar nuestro país. No es fácil dejar nuestro hogar, es difícil enfrentarnos a varias cosas. Nadie lo quiere hacer porque ahí nacimos, crecimos y esta nuestra familia, pero la misma necesidad te obliga.

¿Qué te dijo tu familia cuándo les comentaste que emprenderías este viaje?

—Fue un golpe muy duro porque en estos caminos te puede pasar todo, corre uno mucho peligro y por eso la familia no estaba muy contenta; sin embargo, debemos seguir adelante.

¿Tienes hijos?

—Sí, uno y eso es lo que más me duele, porque dejé a mi mujer y a mi hijo. Hay muchos vagos allá que se quieren aprovechar de estas situaciones y quedarse con la mujer de uno.

¿A qué te has enfrentado durante tu trayecto por territorio mexicano?

—Esta es la tercera vez que trato de cruzar; la primera ocasión nos agarraron aquí en la ciudad y la segunda en Piedras Negras. La verdad es que en México nos han tratado súper bien, es algo muy hermoso, no hemos tenido hambre o sed, incluso nos han dado medicina.

¿Piensas llegar hasta Estados Unidos o quedarte aquí en México?

—Todo el mundo tiene la idea de cruzar y lograr el llamado ‘sueño americano’, pero es difícil y muy duro. Entonces voy a buscar quedarme en Tijuana, porque es buena opción. Dicen que se gana en dólares y trabajo. Son muy hermosas las mujeres ahí.

Migrante 2 Foto: Nicolás Corte

“Hemos visto muertos, gente que cae de los tráileres y abusos de la policía"

José Manuel Vázquez Martínez, 26 años, originario de Departamento de Cortés, Honduras

¿Por qué tomaste la decisión de salir de tu país?

—El salario mínimo se fue abajo, también la canasta básica; ganamos muy poco. Soy jornalero y vivimos al día; no nos alcanza para comer, para vestir a nuestros hijos, a nuestra esposa y mucho menos a uno mismo. La pasamos muy mal, por ello, tenemos que emigrar, buscar un futuro mejor. Uno no quiere que nuestros hijos anden robando o incluso que pidan dinero en la calle.

¿A quiénes dejaste atrás en esta caravana migrante?

—A mi niña de un año ocho meses y un hijo de tres años.

¿Qué sucederá si no logras llegar a EU?

—Mi meta es llegar ahí, pero si no puede me quedaré en México porque es un buen país, nos han tratado muy bien y por ello estamos muy agradecidos por todas las oportunidades que nos han brindado.

¿A qué se han enfrentado durante su trayecto por territorio mexicano?

—Hemos mirado muertos, a gente que se cae de los tráileres, también a quiénes los golpean, incluso los propios federales. Sin embargo, eso sólo fue al principio, ahora las autoridades se han comportado mejor, la policía se calmó con nosotros y el trato ha sido mucho mejor.

¿Cuánto tiempo piensas estar aquí?

—Voy esperar a que decidan los de la caravana migrante, esperamos que nos brinden transporte aquí en la Ciudad de México para que nos trasladen a la frontera. Pero si no existe esa posibilidad vamos a continuar con nuestro camino a pie, como ha sido en estas últimas semanas.

¿Cómo los han tratado los pobladores de las comunidades que han visitado?

—Muy bien, exagerados los mexicanos, han sido muy amables. Gracias a Dios no hemos sufrido en comida, ropa, zapatos, en prácticamente nada.

Hasta dinero nos regalan. Por eso estamos agradecidos de todo lo que nos han dado.

Migrante 3 Foto: Nicolás Corte

“Padecemos frío, hambre y noches enteras de insomnio"

Norma Leticia, 21 años, originario de Puerto Cortés,

Honduras

¿Por qué abandonar tu país?

—De allá venimos porque tenemos a un presidente que no sirve para nada, porque el dinero no rinde, es como el viento. Cuesta mucho tener dinero, también si uno tiene una tierra se la quitan, mi papá tenía tres lotes y se las arrebataron. En este país a la gente pobre se le margina mucho más.

¿Qué has padecido en estos días?

—Por estos caminos nosotros aguantamos hambre, frío, noches enteras que no duermes.

¿Qué te dijeron tus familiares cuando les contaste que te sumarías a esta caravana?

—Sólo le comenté a mi mamá y nadie más. Mi papá obviamente no me iba a dar permiso. Mi madre me dijo que no lo hiciera, pero no tenía opción.

¿Hasta dónde piensas caminar?

—Sí no se puede llegar a EU vamos a buscar conseguir un trabajo aquí en México. Vamos a trabajar muy duro y poder mandar dinero a mi mamá.

¿Quiénes te acompañan en este trayecto?

—Son personas que nos hemos encontrado en el camino; hay gente buena y mala. Y gracias a Dios nos hemos encontrado con demasiadas muestras de cariño. Platicamos mucho de Dios y de nuestras familias.

¿A qué te dedicabas antes de unirte a esta caravana?

—Trabajé cuatro años en casa. Afortunadamente no me ha pasado nada, y eso que he viajado en el tren, el cual es peligroso, porque si no te agarras bien te chupa y te quiebra.

Análisis

Francesca Fontanini, encargada regional de comunicación del Alto Comisionado de las Naciones Unidas para los Refugiados (ACNUR).

Se espera la llegada de más migrantes centroamericanos ¿está preparado el gobierno de la ciudad para atender esta crisis humanitaria?

—Lo que estamos viendo es que el número de personas extranjeras va creciendo conforme pasan las horas, se está realizando un esfuerzo enorme por todas partes para que se atienda a este sector de la población lo mejor posible. Las personas que se encuentran trabajando en este albergue tratan de atender las necesidades de cientos de personas que han caminado durante varias horas y se encuentran fatigadas.

La caravana migrante pide transporte gratuito para llegar a la frontera ¿qué opinas de esto?

—Desde hace varios días lo está solicitando para aliviar el cansancio, los migrantes vienen cargando y acumulando desde que emprendieron este viaje, sería lo más sensato de las autoridades. Esto evitaría que se dispersen y se conformen pequeños grupos de personas que toman rutas peligrosas.

Datos:

  • 7 mil migrantes conforman la caravana que emprendió una ruta por territorio mexicano para llegar a EU, según estimaciones oficiales y de organizaciones sociales.
  • 80% de quienes se alojan en Ciudad Deportiva son hombres acuerdo con el jefe de gobierno capitalino. Se sabe que ya nacieron dos bebés.
  • 23 días hace que la primera caravana de hondureños comenzó la travesía rumbo a EU.

 

TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR:

Loading...
Revisa el siguiente artículo