Estudiantes se quejan de ruido en escuela de Cupey

Alumnos reclaman regresar a su escuela original, la Juan Antonio Corretjer

Por Metro Puerto Rico

Estudiantes que pertenecían a la escuela Juan Antonio Corretjer en San Juan reclamaron ayer regresar a su plantel, ya que en la que están actualmente, la José Rivera Solís, hay ruido que les impide concentrarse.

“Poder estudiar es difícil ya que por los ruidos no puedo concentrarme bien y cuando vengo a la escuela no tengo ese espacio y no puedo concentrarme bien”, dijo el estudiante de décimo grado Horacio Arnold, sobre el plantel que tiene 350 estudiantes.

Mientras, el alumnos de séptimo grado, Saúl Andino Cruz, aseguró que los ha afectado negativamente y que hay estudiantes que han afectado su desempeño académico.

Mónica Grajales Roldán, de octavo grado, precisó que la manera en que están construida la escuela pueden escuchar los ruidos en salones lejanos.

“Es incómodo en la hora de almuerzo, los niños pequeños están jugando en el patio y uno puede escucharlos a ellos mientras estamos cogiendo clases y afecta a la concentración y habilidad del maestro”, manifestó Grajales Roldán.

Mira el vídeo

En un comunicado de prensa, el Departamento de Educación indicó que el 18 de octubre recibió una carta de parte del Director Ejecutivo de la Autoridad para el Financiamiento de la Infraestructura (AFI), Eduardo Rivera, en la  que este notificaba los resultados de la evaluación que se llevó a cabo sobre la planta física de la escuela Juan Antonio Corretjer.

Dicho plantel pertenece a la Autoridad de Edificios Públicos (AEP) y no está en uso debido a que antes de comenzar este año escolar se había detectado asbesto en la estructura. Por esta razón, la matrícula de esta escuela fue trasladada a otro plantel temporeramente mientras se hacía la evaluación de la planta física y se avanzaba en la remoción del material y otras mejoras.

La información provista por AFI refleja que se hizo una inversión de $309, 780 en trabajos de mitigación, que debían realizarse previos a poder entrar personal a evaluar el resto de las condiciones de la planta física. Por lo tanto, durante el periodo que duraron los trabajos de mitigación, el personal de AEP y de AFI no tenía acceso por razones de seguridad ambiental.

Es tan reciente como el 15 de octubre que AFI pudo recibir de parte de AEP la plantilla con la revisión sobre los costos estimados para la reparación del plantel escolar. El estimado recibido es de $2, 059,097. A estos costos deben sumarse otros relacionados con permisos e inspección, entre otros, lo que eleva el estimado a $2,6676,826. 

Ante los altos costos y la magnitud de la reparación que requiere esta estructura, que podrían contemplarse en la parte E del proyecto de renovación de las escuelas que se está llevando a cabo con fondos asignados por FEMA, por un tiempo no será posible movilizar la matrícula nuevamente a este plantel. La comunidad escolar ha presentado algunas preocupaciones sobre las condiciones del área de la escuela en la que están ubicados temporeramente.

Al momento el Departamento se encuentra en la etapa de evaluación de alternativas viables que pueda presentarle a la comunidad escolar para que esta tenga una participación activa en la toma de decisiones y en la búsqueda de opciones. 

En cuanto a la escuela José Rivera Solís, que sirve como plantel provisional para los estudiantes de la escuela Juan Antonio Corretjer, la región educativa de San Juan informa que trabajó en el acondicionamiento del patio, OSIAT está trabajando con lo relacionado con la conexión de internet en el plantel, mientras que OMEP está a cargo del corte de un árbol y de una situación que se presentó con un desagüe. En adición a esto se trabajó con el recogido de escombros, la reparación de la verja y el decomiso de algunos materiales.

Loading...
Revisa el siguiente artículo