Plan de Estados Unidos de no reconocer transgénero genera indignación

El presidente de los Estados Unidos considera adoptar una nueva definición de género

Por AP

Líderes de la comunidad LGBT reaccionaron con indignación el lunes ante un informe de que el gobierno del presidente Donald Trump considera adoptar una nueva definición de género que en la práctica negaría el reconocimiento federal y protecciones de derechos civiles a los estadounidenses transgénero.

“Me siento muy amenazada, pero estoy absolutamente decidida”, dijo Mara Keisling, directora ejecutiva del Centro Nacional de Derechos Transgénero durante una conferencia convocada por más de una decena de líderes activistas. “Lucharemos y seremos fuertes, y estaremos aquí después de que esta administración esté en un montón de basura”.

Los activistas, quienes sostenían carteles que decían "#Won'tBeErased" (#NoSeremosEliminados), tenían una marcha planeada más tarde hacia la Casa Blanca.

El Departamento de Salud y Servicios Humanos reconoció hace meses que estaba reescribiendo una regla federal que actualmente prohíbe la discriminación en atención médica basada en “identidad de género”.

El domingo, el periódico The New York Times reportó que la agencia circulaba un documento que proponía definir el género como una condición biológica inmutable determinada por los órganos sexuales que una persona tiene al nacer. La propuesta definiría el sexo como masculino o femenino, y cualquier disputa sobre el sexo de alguien tendría que esclarecerse con pruebas genéticas, según el reporte del periódico.

El departamento fue seco en su respuesta y dijo que no comentaba “supuestos documentos filtrados”. Sí publicó un comunicado de Roger Severino, director de su Oficina de Derechos Civiles, que dice que la agencia revisa el tema mientras se apega al fallo de 2016 del juez federal de Texas, Reed O’Connor, quien concluyó que la regla original iba demasiado lejos al estipular que la discriminación basada en identidad de género es una forma de discriminación sexual, que está prohibida por las leyes de derechos civiles.

Los activistas, quienes prometieron que habrá impugnaciones legales si dicho cambio entra en vigor, dicen que otras cortes han emitido fallos opuestos a los de O’Connor.

“Durante años, las cortes de diversas partes del país han reconocido que la discriminación en contra de alguien que es transgénero es una forma de discriminación sexual, punto final”, dijo Dianna Flynn, directora de litigios de Lambda Legal. “Si la administración quiere regresar el tiempo al continuar con su propia definición de sexo frívola y científicamente infundada, estaremos ahí para enfrentar el desafío”.

 

Loading...
Revisa el siguiente artículo