Paletas de agua abandonadas en Ceiba están valoradas en $22 millones

Agencias federales y estatales intentaron esclarecer el lío de miles de botellas de agua encontradas en Ceiba, pero varios cuestionamientos quedan en el aire

Por Ronald Ávila Claudio

Las paletas de agua abandonadas y divisadas desde el aire en el aeropuerto José Aponte de la Torre de Ceiba están valoradas en $22,529,643.84, según una imagen de un portal web de la Administración de Servicios Generales federal (US GSA), publicada ayer por el subsecretario de la Gobernación Ricardo Llerandi, en su cuenta de Twitter.

El documento establece que, en total, son 20,833 unidades, a un costo de $1,068.48 cada una. Delyris Aquino, portavoz de prensa la Agencia Federal de Manejo de Emergencias (FEMA), confirmó a Metro que el material fue adquirido por FEMA mediante una compra, así que no corresponde a suministros donados durante la emergencia que causó el huracán María. La funcionaria, sin embargo, no pudo expresar el valor de las paletas de agua, porque  la responsabilidad de la adquisición recayó en la oficina de logística de la dependencia, y al momento de nuestra conversación no tenía la información a la mano.

“Ese suministro es igualito que cualquier otro. FEMA lo compró, pagó por transportarlo a Puerto Rico. Todo eso lo costea FEMA”, precisó.

Aquino contó a Metro que las paletas llegaron a Puerto Rico en marzo. El líquido, continúo la funcionaria, permaneció resguardado hasta que se concedió al Gobierno local oficialmente, a petición de ASG, porque fueron declaradas “excedentes”. Fue entonces cuando la agencia federal decidió colocar el agua en la pista del aeropuerto ceibeño, pero —según la portavoz— las autoridades locales tardaron demasiado en buscarlas. La oficial de prensa no pudo establecer qué día FEMA puso las paletas de agua a la intemperie.

“Las pusieron allí [FEMA] porque lo que se entendía es que se iban a mover. Las paletas, cuando se movían, se dejaban allí por la vía que llegaran”, explicó. “Cuando se decide que son excedentes, es que están por encima de las que íbamos a tener guardadas”, agregó.

La portavoz destacó, además, que FEMA alertó a ASG que las paletas estaban disponibles y  aseveró que había una comunicación constante entre ambos organismos.

Por otra parte, cuando este diario hizo referencia a una imagen satelital que detalla cómo miles de paletas de agua fueron colocadas en la pista del aeropuerto en febrero, y no en marzo, Aquino dijo que considera que no son las mismas. Añadió: “Yo no sé si son las mismas aguas”.

Gobierno reconoce que buscó las paletas tarde

En una conferencia de prensa en la que se pretendió explicar el escándalo del agua hallada en Ceiba, el director de ASG Ottman Chávez y el secretario de Seguridad Pública, Héctor Pesquera, reconocieron que el Gobierno local fue a buscar el agua tarde.

Según ambos administradores, las paletas de agua fueron solicitadas por el Gobierno local el 17 de abril de este año, luego de que la US GSA publicara en la página web que eran un excedente comprado por FEMA. El 26 de abril, explicó Pesquera, fueron otorgadas “en papel” a ASG las paletas de agua. No obstante, no fue hasta el 30 y el 31 de mayo que la instrumentalidad local fue a buscar unas 732 paletas que repartió entre 12 municipios y 2 agencias.

El secretario también dejó claro que ASG recibió avisos de que las paletas estaban disponibles para ser recogidas.

“En mayo 24, [el US GSA] le pregunta a la Administración de Servicios Generales nuestra que cuándo recogerá el agua. Aquí se le contesta que la van a recoger. En mayo 30, ASG se presenta a tomar finalmente posesión del agua y, en ese momento, el agua está en el área [la pista], no está bajo ningún techo”, relató el funcionario.

Pesquera y Chávez desconocen, al igual que Aquino, desde cuándo las paletas de agua quedaron bajo el sol y el sereno. Esto, advirtió Chávez, será objeto de una investigación administrativa.

Como parte de la investigación, Chávez señaló que auscultará por qué empleados de la ASG solicitaron las 20,833 paletas de agua, cantidad que no podían resguardar. Añadió que también averiguarán por qué el agua no fue rechazada por sus subalternos a pesar de estar a la intemperie y, por tanto, posiblemente contaminada.

Chávez dejó saber que devolverá las paletas de agua al US GSA y que le realizarán pruebas junto al Departamento de Salud.

De otra parte, el director de ASG aclaró a los medios en una conferencia de prensa que desconoce lo ocurrido con el material porque llegó a dirigir la agencia el pasado primero de julio, cuando fue nombrado por el gobernador Ricardo Rosselló, tras la renuncia de Miguel Ángel Encarnación, investigado por irregularidades en el manejo de suministros luego del huracán María.

Alcaldesa contradice versión de Pesquera y Chávez 

En su encuentro con los medios, ambos líderes nombrados por Rosselló indicaron que el municipio de Barceloneta y la Corporación de Puerto Rico para la Difusión Pública están entre el grupo de entidades que recibió el agua embotellada, y que se quejaron porque tenían “cierto olor y cierto sabor”.

No obstante, la alcaldesa Wanda Soler desmintió sus expresiones. “Quiero aclarar que, en ningún momento, se cursó información ni verbal ni escrita que representara una queja sobre el agua recibida”, acotó a través de una comunicación escrita.

Fechas clave en el agua abandonada

  • Marzo |FEMA declara excedente las paletas de agua.
  • 17 de abril|ASG solicita las paletas de agua.
  • 26 de abril|Aprueban el traspaso de las paletas de agua.
  •  24 de mayo|US GSA advierte a ASG que debe buscar las paletas de agua.
  • 30 de mayo|ASG comienza a repartir el agua.
  • 4 de junio|Se quejan del sabor y el olor del agua.
Loading...
Revisa el siguiente artículo