Maestros marchan hasta La Fortaleza en protesta contra medidas administrativas

Exigen a la secretaria Keleher paralizar las reubicaciones "atropelladas" de educadores, al tiempo que piden la revocación del cierre de escuelas

Por David Cordero Mercado

Miembros de la Federación de Maestros de Puerto Rico (FMPR) marcharon hoy desde la Plaza Colón hasta La Fortaleza en Viejo San Juan, en protesta contra las medidas administrativas de la secretaria Julia Keleher, del Departamento de Educación (DE), al tiempo que denunciaron un comienzo de año escolar atropellado en detrimento del magisterio y los estudiantes del sistema de enseñanza pública.

La presidenta de la FMPR, Mercedes Martínez, manifestó que son "muchas demandas, muchas denuncias", las que motivaron la protesta de hoy.

"La violación al estricto orden de nombrar a los maestros transitorios elegibles, el atropellado proceso de inicios de clases donde cientos de maestros han sido reubicados sin el debido proceso, violentando el principio de mérito, tan es así que los maestros de un municipio donde la ley dice que ellos son permanentes, los ubican en otros municipios distantes, como compañeros de Dorado que los quieren enviar a Camuy a dar clases", afirmó en declaraciones a la prensa.

La presidenta de la Federación también denunció distintas situaciones con las que se están topando maestros a través de la Isla, como la asignación de educadores a proyectos especiales sin que se les explique qué exactamente estarán haciendo.

"Muchos de ellos nos están llamando y nos dicen que tienen que certificarse en otra materia o renunciar al Departamento de Educación", indicó. Denunció también deficiencias respecto al servicio de transportación a estudiantes.

"Miles de niños que no han podido iniciar su semestre tras muchas promesas del Departamento de Educación de que les iban a ofrecer transportación a los niños y a las niñas de las escuelas cerradas y hoy están varados en su hogares, no han podido llegar porque la transportación no llegó”, aseguró, al tiempo que denunció fallas en el sistema provisto por el DE para el registro de transporte escolar.

“La secretaria por primera vez ha mecanizado el proceso y lo ha hecho por el portal cibernético, los padres dicen que no tienen acceso al portal, que el portal no les reconoce sus direcciones, que les han cambiado las rutas, que no saben dónde van a recoger a los estudiantes, por lo tanto no está funcionando el sistema de transportación escolar en nuestro país", apuntó Martínez.

"El movimiento va a aumentar porque las condiciones son demasiado atropelladas contra miles de niños en nuestro país, contra miles de trabajadores, muchas de ellas jefas de familia que se cohíben tal vez de participar porque son el único ingreso en su hogar y tienen miedo a perderlo”, sostuvo Mercedes Martínez, presidenta de la Federación, añadiendo que "no importa si sea uno, sean cien o sean mil, los que estamos aquí son los vamos a hacer valer los derechos de los niños y de las niñas de nuestro país”.

Si bien el DE tenía proyectada una matrícula de 313 mil estudiantes, el primer día de clases –lunes, 13 de agosto– llegaron tan solo 239 mil alumnos. Sin embargo, ayer llegaron otros 20 mil estudiantes adicionales para un total de 259,369 niños y jóvenes, lo que coloca a la agencia en una falta de 54 mil alumnos, que aún no se han reportado, pero tampoco han pedido transcripción de crédito o han reportado irse del sistema.

El lunes, unos 2,000 maestros esperaban aún por ser nombrados y asignados a alguna escuela, esperanzados de poder continuar laborando. Se trata del primer inicio de clases tras la aprobación de la reforma educativa, con 254 escuelas cerradas tras la culminación del pasado año escolar y un recorte presupuestario de $300 millones. Sin embargo, tras los estragos del huracán María, el Gobierno federal concedió $142 millones para la reparación de planteles, por lo que este año la secretaria indicó que diseñaron un plan de reconstrucción que se extenderá por seis meses. Es decir, que las escuelas comenzaron sus clases en medio de las reparaciones.

Como remedio para las reconstrucciones, el DE adquirió 14 salones modulares a un total de $1.6 millones, trascendió, para ubicar a los estudiantes. Se aseguró que los fondos serán reembolsados por la Agencia Federal para el Manejo de Emergencias (FEMA, siglas en inglés).

Pese a la cantidad de maestros que aún falta por nombrar, la asistencia de educadores a la manifestación de hoy fue reducida, aunque la presidenta de la Federación prevé que el movimiento aumentará.

"Va a aumentar porque las condiciones son demasiado atropelladas contra miles de niños en nuestro país, contra miles de trabajadores, muchas de ellas jefas de familia que se cohíben tal vez de participar porque son el único ingreso en su hogar y tienen miedo a perderlo”, sostuvo, añadiendo que "no importa si sea uno, sean cien o sean mil, los que estamos aquí son los vamos a hacer valer los derechos de los niños y de las niñas de nuestro país”.

Dijo, además, que el anuncio que hizo el gobernador Rosselló y la secretaria Keleher a inicios de semana de que otorgarán más de 2,00 plazas regulares a maestros transitorios, responde a la presión ejercida por el magisterio. Al inicio de clases el pasado lunes, el DE había contratado unos 3,106 maestros transitorios.

A su llegada a la esquina entre la Calle Cruz y la Calle de La Fortaleza, el punto más cercano a los portones de la mansión ejecutiva, los maestros esperaban poder entregarle al gobernador Ricardo Rosselló una carta dirigida al primer ejecutivo, que recoge las exigencias del magisterio a la administración gubernamental:

  • Respeto a la maestra y maestro por parte de la secretaria de Educación, Julia Keleher y el Departamento de Educación.
  • Paralizar las reubicaciones atropelladas de educadores, en violación a la antigüedad y el principio de mérito.
  • Respetar el registro de elegibles y el estricto orden de turnos para nombrar transitorios.
  • Que se honre el aumento salarial que se ofreció al magisterio y se garantice el pago del bono de navidad.
  • Revocación del cierre de escuelas
  • Cero privatización, vales educativos y escuelas chárter.
  • Que se garanticen las pensiones de beneficio definido a los maestros activos y jubilados (pensión por mérito del 75%).
  • Condiciones seguras y salubles de trabajo para los maestros y estudiantes.
  • Grupos de 20 estudiantes máximo para proveer una educación individualizada y de calidad.

 

Vea también:

Loading...
Revisa el siguiente artículo