EPA propone limpieza ante contaminación de pozos en Cabo Rojo

La EPA propone limpieza de Superfund para proteger a la comunidad de Cabo Rojo ante contaminación de aguas subterráneas

Por Metro Puerto Rico

la Agencia Federal de Protección Ambiental (EPA) de los EE. UU. propuso un plan de limpieza del Sitio Superfund de contaminación del agua subterránea de Cabo Rojo en el municipio de Cabo Rojo, Puerto Rico.

El agua subterránea en el sitio se encuentra contaminada con compuestos orgánicos volátiles.

La Agencia propone una combinación de métodos para abordar la contaminación del agua subterránea dentro de áreas distintivas del sitio, incluido un sistema que elimine las sustancias químicas tóxicas de la tierra extrayéndolas en forma de vapor con una aspiradora y luego filtrando los vapores a través de filtros de carbón para eliminar los contaminantes.

“Trabajando de manera coordinada con el gobierno de Puerto Rico y el servicio local de agua, se han desactivado y asegurado los pozos contaminados. Aunque esta comunidad no utiliza para su agua potable los pozos que están contaminados en este sitio, es importante que detengamos esta contaminación y evitemos que se propague a otros pozos,” señaló el Administrador Regional de la EPA, Pete López.

“Forma parte de esa misión asegurar el acceso al agua potable que cumpla con las normas constituye la misión central de la EPA y esta limpieza propuesta de Superfund”, dijo López.

Al muestrear el sitio de Cabo Rojo se encontró que la contaminación química había afectado a los pozos que antes se utilizaban para abastecer de agua potable a las comunidades locales. El agua que contienen los pozos de Cabo Rojo que están todavía en funcionamiento cumplen con las normas de agua potable.

Durante el estudio integral del sitio de Cabo Rojo, la EPA investigó más de 65 instalaciones y recogió muestras de tierra y agua subterránea en un esfuerzo por identificar las fuentes de la contaminación. La EPA ha reducido la lista de orígenes probables de la contaminación y tomará medidas para abordar su origen incluso a la vez que trata el agua subterránea contaminada.

La EPA continuará monitoreando, probando y estudiando el agua subterránea para confirmar que funcione el tratamiento propuesto. La EPA puede ajustar el tipo específico de tratamiento de agua subterránea como parte del diseño de la limpieza. Además, se evaluarán los datos para determinar la manera en que los procesos naturales están reduciendo los niveles de contaminantes. El plan también incluye evaluaciones de edificios cercanos para probar si hay vapores químicos que puedan ingresar desde el agua subterránea que hay debajo.

Se realizará una reunión pública el 9 de agosto de 2018 para explicar el plan propuesto de limpieza y otras opciones que se consideran y para recibir comentarios del público. La reunión se efectuará a las 6:00 p.m. en la Biblioteca Pública Blanca E. Colberg, Calle José de Diego #312, Cabo Rojo, PR. Se aceptarán comentarios hasta el 3 de septiembre de 2108.

Los comentarios por escrito pueden enviarse por correo a: Daniel Rodríguez, Gerente de Proyectos de Remediación, Agencia de Protección Ambiental de los EE. UU., City View Plaza II – Suite 7000, #48 PR-165 Km. 1.2, Guaynabo, PR 000968-8069 o por correo electrónico a: [email protected]

Para ver el plan propuesto de la EPA, visite: www.epa.gov/superfund/cabo-rojo-groundwater

Tras haber transcurrido un año del Informe del equipo de trabajo de Superfund de la EPA, la EPA anunció un avance significativo en llevar a cabo las recomendaciones del informe. Estos logros aportarán certeza a las comunidades, a los socios estatales y a los desarrolladores de que los sitios más peligrosos del país se limpiarán de la manera más rápida y segura que sea posible.

Loading...
Revisa el siguiente artículo