AEE no revela quién votó a favor de exdirector y su sueldazo

Díaz Granados, quien fue designado por la Junta de Gobierno de la corporación pública, renunció a su nombramiento

Por Ronald Ávila Claudio

Christian Sobrino, representante de la Autoridad de Asesoría Financiera y Agencia Fiscal (AAFAF) en la Junta de Gobierno de la Autoridad de Energía Eléctrica (AEE), consignó hoy a los medios de comunicación que los votos de dicho organismo para designar a Rafael Díaz-Granados como director ejecutivo son secretos.

De acuerdo a Sobrino, la minuta de la reunión en la que se nombró a Díaz-Granados por unos $750,000 es "privilegiada". No obstante, adelantó que no todos los miembros del organismo avalaron al ahora renunciante director.

"Las minutas son privilegiadas, la resolución se tiene que hacer pública", soltó en un aparte con la prensa en las oficinas de la corporación pública.

Mientras, agregó: "La Junta en su gran proporción votó a favor. Entiendo que fue esencialmente unánime, no puedo decir que fue unánime porque hubo abstención".

Hoy, luego del rechazo público al salario prometido para Díaz-Granados, el gobernador Ricardo Rosselló pidió a la Junta de Gobierno reconsiderarlo. Ante esto, los cinco miembros independientes del ente rector decidieron abandonar sus sillas, entre ellos el designado. Los demás que dejaron su puesto son: Ernesto Srgroi, Edwin Irizarry, Erroll Davis, Nisha Desai.

De esta forma, quedan como parte del organismo Sobrino, María Palou, quien es asesora de infraestructura de la Fortaleza y se nominó a Elí Díaz Atienza, director ejecutivo de la Autoridad de Acueductos y Alcantarillados.

"Los exmiembros de la Junta de Gobierno lo veían como un paso necesario para poder llevar a cabo la transformación de la AEE, y claramente hay una diferencia de criterio entre el gobernador y la que se ha percibido en el  público en general. No lo verían solamente como una cuestión de dinero", soltó Sobrino.

Según el representante de AAFAF, el gobernador nombrará próximamente a una cuarta persona para la junta, para constituir quórum, y así poder apuntar a un nuevo director ejecutivo antes del 14 de julio, cuando se hace efectiva la de Walter Higgins.

Sobrino agregó que aún no hay un candidato para sustituir a Higgins, quien se va porque no se le podrá pagar los $450,000, más bonificaciones, que establece su contrato. "No hay un candidato, se están evaluando varios candidatos", dijo.

Sobre la alegaciones de que Palou había renunciado por estar en desacuerdo con el sueldo de Díaz-Granados, explicó que fue a razón de que Higgins tomaría su puesto en la Junta de Gobierno.

"Había renunciado pero en relación a la transición que se iba a hacer entre Walter, de director ejecutivo iba a pasar miembro de la Junta, pero no sé si el asunto principal era el del sueldo", acotó.

Loading...
Revisa el siguiente artículo