Trump nomina juez al Tribunal Supremo de Estados Unidos

El presidente de los Estados Unidos nominó a Brett Kavanaugh para ocupar la vacante en el Tribunal Supremo de los Estados Unidos

Por Metro PR

El presidente de Estados Unidos, Donald Trump, nominó hoy al conservador Brett Kavanaugh para ocupar el puesto que quedará vacante en la Corte Suprema de Justicia tras el retiro a fines de julio del juez Anthony Kennedy.

Con la salida de Kennedy, considerado un moderado, Trump tenía la posibilidad de colocar en el cargo a un magistrado que dé más peso a los conservadores dentro de ese cuerpo legislativo.

Kavanaugh, de 53 años, fue secretario del personal bajo el Gobierno de George W. Bush y actualmente se desempeña como juez en la Corte de Apelaciones del Circuito del Distrito de Columbia.

El candidato agradeció al presidente por su confianza y éste remarcó la importancia de confirmarlo rápidamente en el cargo.

"No hay nadie en Estados Unidos más calificado para esta posición y nadie que la merezca más", dijo Trump, remarcando que Kavanaugh "merce una confirmación rápida".

La nominación del presidente debe ser aprobada por el Congreso. El líder de la mayoría republicana en el Senado, Mitch McConnell, dijo que esa cámara nombrará al nuevo juez a fines del otoño (boreal). El 8 de noviembre tendrán lugar importantes elecciones parlamentarias en Estados Unidos.

De ser confirmado en el cargo, Kavanaugh inclinaría la balanza hacia una corte plenamente conservadora, ya que, junto a John Roberts, Clarence Thomas, Samuel Alito y Neil Gorsuch, tendrían una mayoría de cinco votos.

Las decisiones de Kennedy solían inclinar la balanza hacia la moderación en una corte dividida. En cuestiones sociales, se colocaba normalmente del lado de sus colegas más liberales.

Kennedy fue el autor de varias legislaciones clave, incluyendo una reciente sobre derechos de personas homosexuales.

El juez se había sumado a la corte en 1988, después de ser nominado por el presidente Ronald Reagan. Las designaciones de los altos magistrados son de por vida.

La Corte Suprema es de gran importancia política. No pocas veces tiene la última palabra en temas clave en los que queda de manifiesto la división en Estados Unidos, como aborto, inmigración o tenencia de armas.

Las decisiones de la Corte suelen ser de alcance nacional y marcan los fallos de instancias judiciales menores durante años. Con la elección de un candidato, el presidente puede influir en la composición del alto tribunal durante mucho tiempo.

Recientemente, la Corte Suprema fue acusada por demócratas de haberse convertido en un brazo de las políticas de Trump. El tribunal decidió con cinco votos a cuatro, por ejemplo, que el controvertido veto migratorio de Trump para personas de varios países era acorde a la Constitución.

Loading...
Revisa el siguiente artículo