Acusan a Keleher de querer desviar la atención

Gremios de maestros indicaron que la iniciativa de cambiar a trimestres el año escolar no es algo novedoso

Por Ronald Ávila-Claudio

Luego de que la secretaria del Departamento de Educación, Julia Keleher, anunciara con bombos y platillos el cambio de semestres a trimestres del curso escolar, las organizaciones magisteriales del país indicaron que esto no representa algo nuevo, y que es una estrategia de la funcionaria para desviar la atención de los pleitos legales en contra del cierre de escuelas.

“Para empezar, usa mal el concepto de trimestres. Eso quiere decir que, durante el año, tengo tres cursos distintos y notas en cada uno. Eso de lo que ella está hablando es lo mismo que tenemos ahora, presentar un informe de progreso a los padres cada cierta fecha y, al final, el último informe que se llama sumatoria. Son los mismos ciclos que hay ahora”, soltó Emilio Nieves, presidente de la Unión Nacional de Trabajadores y Educadores de la Educación (UNETE).

El educador agregó que el anuncio de la secretaria, que no fue comunicado ni discutido con los maestros del país, trae confusión porque no se ha clarificado qué podría ocurrir con los cursos que solo duran un semestre, como Salud y Música. Nieves cuestionó si, entonces, acabarían en un trimestre o si dichas clases durarían dos trimestres, que, al final, son realmente un semestre.

El presidente de UNETE dijo, además, que no cambia a grandes rasgos los días de vacaciones que tienen los maestros durante el año. “Ella trae el concepto de Spring Break y Fall Break. Cuando uno va a los días, son la Semana de la Puertorriqueñidad (y Acción de Gracias) y la Semana Santa”, mencionó.

Por otra parte, indicó que la secretaria está “desconectada de la realidad puertorriqueña” y que no ha tomado en cuenta los efectos que tuvo el huracán María en el sistema público de enseñanza. Y es que, según el líder gremial, la funcionaria propuso dar clases en horario extendido, o los sábados, si los alumnos pierden días lectivos tras una emergencia. Según Nieves, ante la falta de energía eléctrica después del huracán María, los estudiantes tenían que ser despachados al medio día. Agregó que ofrecer cursos luego de las 3:00 p. m. trastocaría las iniciativas extracurriculares de los estudiantes boricuas, así como compromisos relacionados con religión.

Por su parte, la presidenta de la Federación de Maestros, Mercedes Martínez, reaccionó de forma escueta al anuncio, aunque concordó con Nieves.

“Eso no es un cambio sustancial. Eso es un cambio cosmético… Ella está destruyendo la educación pública del país y desvía el tema con esas boberías”, ripostó Martínez.

Aida Díaz, presidenta de la Asociación de Maestros, dijo algo similar: “Eso no es nada novedoso, porque, en un momento dado, Celeste Benítez lo implantó, pero, en esta ocasión, no vemos ningún cambio en el currículo de enseñanza para los estudiantes”.

Esta semana, el Tribunal de Arecibo ordenó al Departamento de Educación a justificar el cierre de más de 200 escuelas para el próximo año escolar. Al tiempo, citó so pena de desacato a la secretaria Keleher.

La agencia también enfrenta una demanda por la Ley 85 de Reforma Educativa, que permite los vales y las escuelas chárteres. Ayer, en un comunicado de prensa, Educación indicó que presentó una moción de desestimación y una moción de auxilio al Tribunal Supremo.

Loading...
Revisa el siguiente artículo