Piden renuncia de "Tony" Soto por supuesta “conducta inmoral”

El legislador se encuentra en proceso de divorcio

Por Inter News Services

El presidente del Partido Popular Democrático (PPD) en Guaynabo, Ricardo “Richie” Vicens, pidió la renuncia inmediata del representante Antonio “Tony” Soto Torres por supuesta “conducta inmoral” en contra de su esposa.

Vicens hizo además un llamado público a la procuradora de la Mujer, al Departamento de Justicia, a la Comisión de Ética de la Cámara de Representantes y a “organismos feministas del país a investigar y expresarse sobre el alegado patrón de infidelidad y trato cruel del representante”.

Agregó que “recientemente, los medios han reseñado la situación de la demanda por trato cruel que la señora Sandra Millán presentó contra el representante por trato cruel y alegado patrón de infidelidad con la hija de un senador del Partido Nuevo Progresista (PNP). Según ha trascendido en los medios, la aún esposa del representante contrató detectives privados para sustentar las infidelidades”.

A su juicio, “el asunto, más allá de ser algo personal, contrasta con la conducta que se espera de un funcionario electo por el pueblo de Guaynabo, Cataño y Bayamón”.

“Emplazo a la procura Interina de la Mujer, Carmen Lebrón González, a la secretaria de Justicia, Wanda Vázquez Garced, al presidente de la Cámara de Representares, Carlos Méndez, y a la Comisión de Ética de la Cámara a investigar, expresarse y repudiar esta conducta impropia e inmoral del representante Soto Torres”, apuntó Vicens Salgado.

Añadió que “es insostenible que se mantenga en su cargo con un comportamiento tan impropio y siendo demandado por trato cruel contra su esposa y su familia. Este patrón tiene que acabarse ya. Si estas agencias y organismos siguen mudos ante esto, serán cómplices por callar y ‘amapuchar’ este tipo de conducta que tanto censuran públicamente”.

Asimismo hizo llamado al gobernador Ricardo Rosselló y a la primera dama a censurar esta situación.

“Rosselló ha dicho públicamente que tendrá cero tolerancia a maltrato y esto, sin dudas, es maltrato emocional contra la esposa del representante y sus hijos. Claramente la conducta del representante Soto Torres se le puede aplicar el artículo 3.0 conducta delictiva y 3.1 de maltrato de la ley de violencia doméstica”.

Recordó que esa ley establece y define como maltrato sicológico “desvalorizar y ridiculizar a la pareja, haciéndola sentir mal con ella misma y empobreciendo su autoestima. Ofender a su familia y amigos o destruir su propiedad para atemorizarla. Insultar, amenazar, así como utilizar otras estrategias para ejercer poder y control sobre ella”.

Vicens instó al representante Soto a que renuncie a su escaño de forma inmediata: “Soto Torres pedía a (Héctor) O’Neill que se fuera por el bien de su familia, y yo le hago ese mismo llamado. Ya Guaynabo ha sufrido demasiado por líderes que le han fallado al pueblo y el represente ha asumido esta misma conducta. Ha lacerado la confianza del electorado del distrito”, concluyó.

Loading...
Revisa el siguiente artículo