Utuadeños acuden a recibir comida durante visita de Rosselló

En dicho municipio, peligra la cosecha de café tras el paso de Irma, aunque no por la lluvia, sino por falta de electricidad para procesarlo

Por David Cordero

El gobernador de Puerto Rico, Ricardo Rosselló Nevares, continuó hoy su recorrido de reconocimiento de daños tras el paso del huracán Irma, esta vez por el área central de isla, una travesía en helicóptero en la que Metro Puerto Rico estuvo presente.

“Estamos identificando los daños para trabajar de forma rápida y así comenzar la reconstrucción de Utuado y de Puerto Rico lo antes posible”, expresó el primer ejecutivo.

Partiendo desde la base de la Guardia Nacional en el aeropuerto de Isla Grande, el gobernador y parte de su equipo de trabajo viajaron en helicóptero hasta Utuado, donde fueron recibidos por el alcalde, Ernesto Irizarry y un grupo de ciudadanos. Dicho municipio es uno de los que podría ser cualificado como "zona de desastre" por FEMA, aunque dicha evaluación aún está en proceso.

"Al momento tenemos cerca de la mitad de los municipios que han sometido estos informes, nuestro equipo los está evaluando. Ahora compete hacer una evaluación, ya bien sea aérea para algunos casos o un poquito más en detalle haciendo la visita en persona", explicó el gobernador ante preguntas de Metro.

Según Rosselló Nevares, la información sobre los daños es suministrada por los alcaldes, pero también las agencias estatales trabajan en la elaboración de dichos informes.

"Por ejemplo, en un municipio puede que el alcalde no nos haya entregado el informe, pero ya Energía Eléctrica ha hecho una evaluación del daño y solamente esa evaluación provoca que el municipio pueda cualificar para zona de desastre", indicó, al tiempo que hizo un llamado a los líderes municipales a entregar dichos informes "lo antes posible".

En Utuado, de acuerdo a Irizarry, el mayor daño es infraestructura de las carreteras –principalmente la #10 y la #111, además del tendido eléctrico que cayó al suelo y el procesamiento de la cosecha de café, que si bien no se vio afectada en gran medida por las lluvias, sí representa un problema el hecho de que el municipio no tenga servicio de energía eléctrica.

"Mucho poste en la carretera, mucho árbol (caído) y deslizamiento de terreno. Ya teníamos problemas con las carreteras, lo que hizo fue que empeoró la situación", detalló el alcalde.

"Lo que sí nos preocupa que estamos en el pleno pico de la cosecha de café , si no llega la luz vamos a tener problemas porque vamos a poder recogerlo pero donde se procesa el café, no se va a poder procesar y ahí es donde está el problema", añadió Irizarry.

Loading...
Revisa el siguiente artículo