Aumentar tropas en Afganistán no asegura éxito

El presidente Trump anunció nuevos planes militares de EE. UU. en Afganistán, pero la estrategia podría no cumplir con los objetivos

Por David Cordero

Pese a que antes de convertirse en presidente, Donald Trump  había criticado la presencia militar de Estados Unidos en Afganistán, a principios de esta semana anunció que “las condiciones que están sobre el terreno, no programas arbitrarios, guiarán nuestra estrategia de ahora en adelante”, confirmando que su gobierno no retirará tropas, sino que enviará más soldados a la región afgana, aunque aún no se ha especificado  la cantidad.

“El cambio sustancial, comparado con la administración de Barack Obama, es que no hay un itinerario de salida y no se va circunscribir o limitar a una estrategia de salida”, explicó el analista político y profesor José Rivera.

Sin embargo, un aumento en la cantidad de soldados no se traducirá necesariamente en que Estados Unidos logre sus objetivos militares en la lucha contra los talibanes y los grupos terroristas Al Qaeda y Estado Islámico.

“Obama llegó a aumentar la estrategia hasta 100 mil soldados, cosa que para todos los efectos y propósitos no funcionó”, indicó el experto en Relaciones Internacionales.

Por otro lado, Rivera señaló que sin la presencia del elemento político aparte del elemento militar, la estrategia se quedaría sin efectos a largo plazo.

“Si no construyes instituciones duraderas en Afganistán, si tú no asistes al Gobierno en términos políticos, en términos de lo que se llama en inglés institution building, y entrenas a las fuerzas de seguridad, no solamente para conquistar terrenos de los enemigos del Estado, sino para retenerlo, entonces no hay mucho que 10 mil, 20 mil, 30 mil, 100 mil tropas puedan hacer en el territorio afgano”, apuntó.

Además, el profesor indicó que el fracaso de Afganistán está erosionando el prestigio y la capacidad de Estados Unidos de resolver problemas alrededor del mundo, sobre todo su capacidad de combatir el terrorismo.

“Afganistán está colapsando, el Estado afgano no tiene control más allá de Kabul y las provincias aledañas. Por lo tanto, hay una necesidad enorme de Estados Unidos de poder entablar algo que le permita en ese sentido recuperar su prestigio como superpotencia”, apuntó Rivera.

Vea también:

Hillary Clinton llama asqueroso a Trump

Loading...
Revisa el siguiente artículo