Terrible estado sistema eléctrico en pleno pico de huracanes

El director ejecutivo de la AEE anunció el plan de reparaciones, pero advirtió que continuarán los apagones

Por Ronald Ávila Claudio

Aun cuando la Autoridad de Energía Eléctrica (AEE) emitió millones de dólares en deuda y los abonados del país no han parado de pagar sus facturas, el dinero no se destinó para darle mantenimiento a la infraestructura de la corporación pública. 

Así lo confirmó ayer a la prensa Ricardo Ramos, presidente de la AEE, quien en plena temporada de huracanes declaró un estado de emergencia en el sistema de energía del país para poder atender de manera expedita su deterioro.

De acuerdo con el director, cuando llegó a su puesto, un 60 %  de la flota terrestre estaba  inservible. Asimismo, encontró todos los helicópteros dañados; una infraestructura eléctrica afectada, muy por debajo del estándar de la industria; fallas estructurales en centrales y  pilotos sin certificación.

Pero, como si fuera poco, Ramos alertó que la merma de empleados ha dificultado mejorar las condiciones de la AEE. Para el 2012, la corporación pública tenía cerca de 8,696 trabajadores; hoy cuenta con 5,803.  Entre los empleados que se han ido hay celadores, podadores, ingenieros y personal técnico especializado.

Los empleados, debido a la baja de beneficios marginales por culpa de la crisis económica que enfrenta el país, han decidido mudarse a Estados Unidos buscando mejores oportunidades. Otros, según el director, se jubilaron.

William Villafañe, secretario de la Gobernación, aceptó que los daños que sufre la AEE son preocupantes durante esta temporada de huracanes.

“Existe el riesgo que ante esta situación tétrica de la infraestructura, si embate un fenómeno atmosférico, puede afectarnos grandemente”, comentó el funcionario.

¿Qué ha hecho y qué hará la AEE?

Ramos sentenció que, para atender cualquier situación durante la temporada de huracanes, tienen un plan de contingencia. El director de la AEE indicó que cuentan con el personal necesario y un almacén de materiales, así como con la cooperación de compañías de generación de energía en Estados Unidos y en la isla.

Igualmente, la AEE contratará a unos 65 empleados, permitidos por los convenios colectivos gracias al estado de emergencia. Estarán destacados en diversas áreas, incluyendo en el mantenimiento de subestaciones y desganche, así como en los centros de servicio al cliente.

Ramos informó que la AEE estableció un programa de desganche, adquirió varios vehículos y camiones, realizó un acuerdo con la Guardia Nacional para utilizar un helicóptero y puso uno propio en funciones.

“Este mes estará disponible el Superpuma y en octubre alquilaremos otra nave para alcanzar el 100 % de disponibilidad de la flota aérea”, añadió el director ejecutivo.

Para ayudar en las labores de desganche, el director de la AEE declaró que contratarán tres compañías privadas.

Ambos funcionarios destacaron en conferencia de prensa ayer que la AEE necesitará todo su presupuesto para poder atender la crítica situación que enfrenta. La cifra para operar la corporación y reparar los daños —confirmó Ramos— ronda los $1,000 millones.

Se esperan más apagones

El director ejecutivo de la AEE advirtió que, mientras ocurran las labores de reparación, puede que el servicio eléctrico continúe interrumpiéndose.

Ayer cerca de 1.8 % de los clientes de la AEE estaban sin luz. Esto representa 28,852 hogares. Según Ramos, es la cifra más alta desde que está en su puesto; anteriormente fue de un 1.3 %.

Loading...
Revisa el siguiente artículo