Apuestan al cáñamo para activar economía

La prima hermana de la marihuana, que tendrá hoy su primera vista pública, es la nueva apuesta de la administración para levantar la industria de la manufactura.

Por Juan Carlos Melo

Aunque todavía no se han presentado de forma clara las bases para el desarrollo del negocio de la marihuana medicinal, la administración Rosselló enfila sus cañones a impulsar la industria del cáñamo, una planta familia del cannabis que se utiliza para la elaboración de telas, plásticos y materiales de construcción, entre otros.

El secretario del Departamento de Desarrollo Económico y Comercio (DDEC), Manuel Laboy, indicó a Metro que esta es una de las nuevas apuestas del Gobierno para levantar la manufactura en la isla contenida en el Plan para Puerto Rico. 

A esos efectos, reconoció que, aunque la isla carece de un marco regulatorio que permita la siembra y el procesamiento del cáñamo, también conocido como hemp, las gestiones para echar a andar la mencionada industria están bien adelantadas.

De hecho, el Departamento de Agricultura recientemente firmó una orden administrativa para asegurar, a través de la creación de un task force agrícola, el desarrollo de proyectos experimentales de cáñamo que den paso a identificar fincas y agricultores interesados en ser parte de este tipo de empresa.

Laboy destacó, además, que ya hay compañías e individuos interesados en ser parte del negocio.

“Estamos recibiendo distintas llamadas telefónicas y comunicaciones de posibles inversionistas que les interesaría incursionar en esto y nos han dicho que les interesa utilizar edificios de Fomento Industrial para poder utilizar el cáñamo y para hacer las fabricaciones que les interesaría vender”, dijo Laboy, al tiempo que reconoció que muchos de los interesados forman parte del negocio de la marihuana medicinal.

“Los perfiles varían muchísimo. Hay empresas de manufactura en Puerto Rico que pudieran estar fabricando muebles o pueden estar en el negocio de los plásticos y los textiles, y les interesa que, una vez esto se dé, ellos puedan entrar en negociación con alguna compañía que haga la siembra para ellos tener disponible esa materia prima y poder diversificar sus productos a base de cáñamo. Otras empresas interesadas son las que han incursionado en el cannabis medicinal que también ven en el cáñamo una oportunidad para diversificar sus negocios”, afirmó el secretario del DDEC.

Reconoció que, aunque el cáñamo es una planta bastante similar a la marihuana, dijo que, en términos de desarrollo, no se puede mezclar un tema con otro porque “el cannabis medicinal tiene su propia ley y sus propios fines”.

En la mayoría de los estados de Estados Unidos, tanto el cáñamo como la marihuana están clasificadas como drogas de clase I bajo la Ley de Sustancias Controladas.

No obstante, estudios científicos esbozan diferencias entre ambas plantas. Una de ellas es que el cáñamo contiene niveles muy bajos de tetrahidrocannabinol (THC), sustancia química psicoactiva que genera un efecto directo sobre el sistema nervioso central de quien lo usa ya sea de forma oral, nasal, intravenosa o intramuscular.

“La idea es que, de la misma manera en que podemos sembrar cannabis para propósitos medicinales, podemos hacerlo con el cáñamo, como lo hace también Colorado, donde la siembra es local para efectos de materia prima”, dijo.

Según reza el Proyecto de la Cámara 1071 (Proyecto de Cáñamo Industrial para Puerto Rico), que tendrá hoy su primera vista pública en la Comisión cameral de Desarrollo Económico, Estados Unidos importa anualmente sobre $500 millones en productos relacionados con el cáñamo.

Partiendo de esas cifras y de otras que acumulan países que cultivan la planta, como España y Canadá, el representante Víctor Parés Otero, presidente de la comisión, entiende que Puerto Rico cuenta con las características necesarias para también despuntar económicamente en la mencionada industria. 

“Se crearían miles de empleos”, dijo Parés Otero a Metro, y acto seguido manifestó que las cifras específicas de inversión y de ganancia se conocerían durante las vistas públicas que tendrá como deponentes a representantes de los departamentos de Justicia, Agricultura, Desarrollo Económico, empresarios y personal de la de la Universidad de Puerto Rico, Recinto de Mayagüez.

Según Pares Otero, la vista de mañana es una de tres que espera realizar antes del 25 de junio, fecha límite para aprobar medidas en esta sesión legislativa.

Loading...
Revisa el siguiente artículo