Alcalde de Guaynabo afronta ahora nueva polémica

Se trata sobre la construcción de la estatua del Cristo Redentor en una de las rotondas del pueblo.

Por Inter News Services

La organización Ateístas de Puerto Rico exigió hoy jueves al alcalde de Guaynabo, Héctor O’Neil, que remueva la estatua del Cristo Redentor que construyó en la rotonda del conector de Los Filtros.

A raíz de la situación, el 20 de abril pasado “cursamos comunicación dirigida al alcalde Héctor O’Neill exigiendo que se remueva de forma inmediata y permanente dicha estatua durante los próximos 30 días calendarios a partir del recibo de la carta”, indicó Shirley Rivera, presidenta de Ateístas de Puerto Rico.

La sección 3 de la Carta de Derechos en la Constitución de Puerto Rico, especifica que no se aprobará ley alguna relativa al establecimiento de cualquier religión ni se prohibirá el libre ejercicio del culto religioso.

“Habrá completa separación de la iglesia y el estado”, cita la Constitución.

La agrupación consignó que la estatua del Cristo Redentor ubicada en la rotonda del Conector de la avenida Los Filtros, en Guaynabo, fue pagada con fondos municipales asignados para dicha vía pública. “La estatua es un endoso tácito al cristianismo y expone el envolvimiento excesivo del municipio de Guaynabo con una religión particular, en este caso, el cristianismo”, explicó Rivera.

Ateístas de Puerto Rico recibió varias denuncias por parte de residentes de Guaynabo, quienes no son practicantes de la fe cristiana y sienten estar desprotegidos tras la instalación de la estatua religiosa, la cual, según Rivera, amenaza su libertad de culto.

“La remoción de la estatua es la única acción que permite que se cumplan con las disposiciones de ley relacionado a la separación de Iglesia y Estado. Negarse a retirarla expone al municipio a pleitos con sus consecuentes gastos al erario”, opinó la presidenta de la organización.

O’Neill enfrenta así una nueva polémica, luego de verse involucrado en un caso de hostigamiento sexual, que está en manos del Departamento de Justicia, aunque el primer ejecutivo municipal transó con la afectada y el esposo de la mujer, por cerca de 300 mil dólares.

Loading...
Revisa el siguiente artículo