Recortes federales en Vivienda afectarían a Puerto Rico

Trump propone recortes de $6 mil millones en Vivienda y Puerto Rico ocupa el segundo lugar en la nación en términos de asistencia de vivienda pública

Por David Cordero

El secretario del Departamento de la Vivienda, Fernando Gil Enseñat, aseguró que la agencia se encuentra preparada ante un posible recorte de fondos federales que se discute en la Casa Blanca y que podría tener un impacto en Puerto Rico.

“Lo bueno que tiene este Departamento y la administración es que funcionamos con presupuesto base cero desde hace varios años, y eso nos permite hacer unas reservas para poder lidiar con cualquier tipo de embate que venga de un corte presupuestario”, afirmó el licenciado en entrevista con Metro.

De acuerdo con un borrador del presupuesto que presentaría el presidente de Estados Unidos, Donald Trump, el recorte al Departamento de Vivienda y Desarrollo Urbano (HUD, por sus siglas en inglés) —a través del cual el Departamento de Vivienda local recibe fondos federales— podría alcanzar los $6 mil millones. Esto significa un recorte de 14 %, que iría a parar en un aumento de $54 mil millones en el presupuesto de Defensa.

Aún se desconoce el impacto directo

Al momento se desconocen los detalles respecto al impacto directo de la reducción de fondos por jusrisdicción, incluido Puerto Rico.

Según The Washington Post —que obtuvo primero el borrador—, los recortes afectarían directamente los fondos dirigidos al mantenimiento de edificios de vivienda pública y desarrollo comunitario. No está claro cuál sería el impacto —si alguno— en el pago directo de rentas, por ejemplo, en Sección 8 y otros programas de asistencia a envejecientes, veteranos y personas con discapacidades.

El congresista puertorriqueño José Serrano, quien representa al distrito 15 de Nueva York, denunció en Twitter la propuesta de reducción de fondos y aseguró que “un recorte de $6 mil millones al HUD es un insulto a nuestra nación y yo pelearé en contra en el Comité de Asignaciones”.

A nivel de Estados Unidos, Puerto Rico ocupa el segundo lugar en términos de asistencia pública de Vivienda, superado solamente por Nueva York, que administra unas 180 mil unidades, incluyendo Sección 8, mientras que en la isla se administran 64,000 unidades, explicó Gil.

Alrededor de 200 mil personas en residenciales públicos

A nivel local, esto se traduce en unos 336 proyectos o residenciales públicos o unas 200,000 personas asistidas, más nueve mil vouchers de Sección 8.

“Nosotros tenemos reserva y ya en el año 2012-2013 hicimos uso de ella, se repusieron y entendemos que la calidad de vida de los residentes ni de las personas de Sección 8 se van a ver afectadas de efectuarse los recortes”, aseguró el secretario, añadiendo que conversaría sobre el posible recorte con la comisionada residente en Washington, Jenniffer González, y el licenciado Carlos Ricardo Mercader, director de la Administración de Asuntos Federales de Puerto Rico.

En una proyección hipotética de un recorte de 14 % en fondos operacionales y de mantenimiento al Departamento local, Gil dijo estar preparado para cubrirlo con reservas.

El secretario de Vivienda federal, Ben Carson, dijo a finales de la pasada semana que las negociaciones entre la Casa Blanca y el Departamento están en pleno proceso y que las cifras podrían cambiar.

Los recortes entrarían en vigor a partir de octubre, cuando inicie el año fiscal federal
2017-2018.

Loading...
Revisa el siguiente artículo