Alexandra Fuentes no necesita que la llamen "primera dama"

La esposa de David Bernier comparte últimas palabras previo a las elecciones.

Por David Cordero

Fueron pocos los oradores que tuvieron a su cargo discursos en el cierre de campaña del Partido Popular Democrático (PPD), llevado a cabo ayer en los predios del estadio Hiram Bithorn en San Juan. Aunque muchos líderes del partido pasaron desapercibidos ante el ojo público, una que sí fue contundente en sus palabras fue Alexandra Fuentes, esposa del candidato a la gobernación por el PPD, David Bernier.

“Nos encontramos en la recta final y tengo que reconocerles que ha sido un camino duro a causa de los golpes, a causa de los ataques previsibles de la política, pero yo quiero asegurarles que cuando miro hacia atrás no me arrepiento ni un solo minuto de haber tomado la decisión de apoyar a David para que tomara las riendas de nuestro país”, afirmó la presentadora de televisión, quien ha sido una de las principales propulsoras de la campaña del candidato.

“El futuro de esta tierra se tiene que poner en manos de una persona íntegra, con experiencia y trabajadora”, añadió.

Fuentes fue recibida entre aplausos y muestras de cariño de un público que la conoce quizás mucho antes que a Bernier, un eslabón clave en la campaña del exsecretario de Estado. En tarima la acompañaron en todo momento sus Miranda y Adrián, quienes también han formado parte de la campaña –especialmente la niña–, ya famosa en las redes sociales.

“En mi no van a tener una persona que necesite que la llamen primera dama. En mi van a tener una amiga y una trabajadora incondicional”, puntualizó Fuentes, al tiempo que intentó alejarse de los asuntos político-partidistas.

“Lo mío no es la política, así que esto no es un discurso político. Aquí les está hablando la esposa, la amiga y la confidente de David Bernier, la que conoce mejor que nadie esa integridad, esa verticalidad, esa pasión, ese amor por el servicio público y la capacidad que tiene mi esposo pa’ poder levantar el país y David no lo quiere hacer solo, quiere hacerlo de la mano de todos los puertorriqueños sin mirar ideologías políticas”, dijo.

La también actriz decidió a finales de agosto poner en pausa su carrera y animación de un programa de televisión, para entrar de lleno a la campaña de Bernier y acompañarlo en su recorrido a través de la isla.

“Ustedes son los que me han hecho reafirmar que hice lo correcto cuando asumí mi responsabilidad como la esposa del mejor candidato a la gobernación que ha tenido Puerto Rico en mucho tiempo”, expresó ayer en el cierre de campaña del PPD, dirigiéndose al electorado popular presente en el evento.

Loading...
Revisa el siguiente artículo