Carmen Yulín defiende puntos de cateo en las SanSe

Explicó la lógica de las banditas de "fast pass" y cuántos efectivos habrá en los 10 puntos de cateo

Por Cindy Burgos @Cindy_Andreina

La alcaldesa de San Juan, Carmen Yulín Cruz Soto, defendió hoy el establecimiento de 10 puntos de cateo para limitar el acceso de armas, bebidas alcohólicas, vuvuzelas y objetos punzantes a las Fiestas de la Calle San Sebastián, que se celebrarán este fin de semana, debido a que se trata de una situación extraordinaria en la que se intenta garantizar la seguridad por un periodo de tiempo determinado.

“Es interesante que nadie plantea eso en las Justas (de la Liga Atlética Interuniversitaria) en Ponce, cuando el casco urbano de Ponce se cierra y todo el que entra a ese casco urbano está sujeto a un registro. Es lo mismo, es una plaza. Son calles públicas. Aquí hay un interés apremiante por un periodo de tiempo estricto, que son cuatro días”, declaró a Cruz Soto en un aparte con los periodistas en La Fortaleza.

La alcaldesa indicó que las personas que no quieran someterse a un cateo, deberán llegar a las Fiestas de la Calle San Sebastián “las 6:00 de la mañana a San Juan o a las 7:00 de la mañana y va a poder entrar libremente”.

El director ejecutivo de la Unión Americana de Libertades Civiles (ACLU), William Ramírez, fue uno de los que le exigió hoy a la alcaldesa de San Juan que desista de implantar el plan de cateo durante las fiestas de la Calle San Sebastián por ser una medida “antidemocrática y violatoria de los más básicos principios de libertades civiles y derechos humanos”.

La mandataria puntualizó que, para mantener la seguridad en los 10 puntos de cateo, habrá disponibles más de 30 canes para determinar la presencia de drogas, más de 200 empleados de una empresa privada que dará servicios de cateo, 130 trabajadores sociales del Departamento de la Familia y 30 del municipio de San Juan para intervenir con menores en estado de embriaguez y cerca de 1,500 efectivos de la Policía municipal y estatal. La Policía intervendrá sólo en caso de que se encuentren armas y otros objetos prohibidos en las fiestas. También habrá 100 cámaras de seguridad distribuidas por el Viejo San Juan. 

Para evitar que los menores de 16 años anden solos y bebiendo en las festividades, Cruz Soto sostuvo que, además de los trabajadores sociales, se tomará la precaución de evitar su entrada después de las 6:00 de la tarde, si no están acompañados de un adulto mayor de 21 años, por lo que se requerirá la presentación de identificación en el punto de cateo. También se impondrán multas de más de $5 mil a los comercios que vendan bebidas a los menores.

La alcaldesa explicó además que se venderán dos pulseras o banditas: una azul claro y otra verde fluorescente.

La verde será el llamado “fast pass”, que tiene un costo de $5, y podrá utilizarse para hacer una fila expresó, en lugar de la fila tradicional, en la entrada al transporte colectivo y puntos de cateo. Se venderán 10 mil de estas banditas.

Por otro lado, la azul clara, que cuesta $5, pero hay una oferta en internet por $3, será utilizada a modo de souvenir y podrá utilizarse para recibir un descuento para el concierto que se ofrecerá en San Juan en febrero! cómo parte de las actividades por haber sido designada Capital Cultural de Iberoamérica. Habrá disponibles 20 mil de estas banditas.

Las medidas de seguridad responden a un asesinato ocurrido en medio de las fiestas el pasado año. 

Loading...
Revisa el siguiente artículo