Opinión: Me importan tus tetillas

Lea la opinión de Lilly Rivera

Por Lilly Rivera

Sé que estoy correcta al decir que la mayoría de los hombres ni se imagina que puede padecer cáncer de mama. Te voy a contar por qué.

“El cáncer de mama en hombres es una enfermedad poco frecuente. Menos del 1 % de todos los casos de cáncer de mama se producen en hombres. En 2017, cuando 252,710 mujeres fueron diagnosticadas con cáncer de mama en los Estados Unidos, fueron 2,470 los hombres que recibieron ese diagnóstico”, informa breastcancer.org .

Aunque el cáncer de mama en hombres es un cáncer raro, que representa aproximadamente 1% de todos los casos de cáncer de mama en los Estados Unidos y Puerto Rico, el número de casos diagnosticados en la isla está aumentando. La mayoría de los casos registrados son en hombres mayores de 50 años. Así lo manifiesta una investigación del Centro Comprensivo de Cáncer de Puerto Rico (CCCPR). Este incremento va a la par con la tendencia de los Estados Unidos y otras partes del mundo que también están teniendo un aumento significativo en cáncer de mama en hombres. Pero, de acuerdo con el estudio “Male Breast Cancer in Puerto Rico”, del CCCPR completado en el verano de 2014, se necesita más información para conocer las razones de este hallazgo.

El cáncer de mama en hombres es mayormente esporádico. No se ha podido comprobar qué factor aumenta el riesgo de desarrollarlo más allá del factor genético o herencia. Por lo que, tanto los hombres flacos como los obesos, pueden sufrir este tipo de cáncer. Es como una lotería, si te tocó, te tocó. 

El cáncer de mama puedes manejarlo, pero no prevenirlo. Si se detecta, hay que atenderlo de inmediato. Diagnosticado a tiempo es altamente curable. Si se diagnostica tarde, es poco probable sobrevivir.

El tratamiento para cáncer de mama en hombres es el mismo que se realiza a las mujeres. Sin embargo, al haber menos tejido mamario es poca la diferencia física tras la extirpación en las mamas del hombre.

Debo mencionar que las quejas o cambios en las tetillas la mayoría de las veces no es cáncer. El diagnóstico más común es ginecomastia, un aumento excesivo en el tejido glandular en la mama, que provoca dolor. Ante estas molestias los médicos trabajan primero en descartar cáncer.

Los Institutos Nacionales de la Salud (NIH, en inglés) advierten que debes ir al médico si presentas hinchazón reciente, dolor o agrandamiento en una o ambas mamas. Si tienes secreción oscura o con sangre en los pezones. Si ves alguna úlcera o lesión en la piel de tu tetilla o una protuberancia (masa) que se siente firme y dura. Si se te hunde la tetilla al levantar el brazo o se te pone roja.

¿Qué hacer para protegerte? Por el momento, mírate y tócate las tetillas. Si observas un cambio anormal en ellas, arranca en Fa para el médico. Pa’ luego es tarde. Y al paso que te dan las citas médicas, cuanto más rápido hagas la gestión, mayor probabilidad de recibir pronta atención y tratamiento.

Loading...
Revisa el siguiente artículo