Artista transforma oficinas comerciales con vistosos murales

Paola Bueso Vadell plasmó su arte en los salones de conferencia de las oficinas de Metro

Por Lynet Santiago Túa

Para la artista y muralista Paola Bueso Vadell, el arte y los colores son capaces de transformar espacios y convertirlos en lugares con identidad propia, que reflejen la originalidad que existe en el lugar.

“Los murales son una forma muy bonita de mostrar lo que hace a un lugar especial o el mensaje que se quiere transmitir. Esto también le añade valor al lugar donde se pinta, y a su vez, los visitantes ven algo distinto”, consideró la artista, quien transformó los salones de conferencia de las oficinas del periódico Metro en lugares dinámicos y divertidos, muy a tono con la proyección de la marca.

Curiosamente, la idea de modificar los espacios con arte, surgió luego de la devastación de los huracanes Irma y María.

“Luego de los huracanes, muchas cosas cambiaron y todos estábamos sacando lo mejor de cada uno para salir adelante. Esta situación me demostró cuáles eran mis prioridades”, contó la muralista, quien, anteriormente trabajaba como artista gráfica de forma independiente.

 

Bueso Vadell estudió diseño de moda, empero, admitió que pasó por una etapa de transición buscando realmente algo que la apasionara.

“Después de María revalué mis prioridades y fue así que comencé a pintar murales y a pensar cómo podía utilizar mi arte al servicio de otras personas”, narró la vegalteña, que cursó estudios en Estados Unidos y en Milán.

A su juicio, la moda guarda una estrecha relación con el arte.

“Son dos formas muy bonitas de expresarse creativamente, y el proceso de los diseñadores de alta costura es de forma artística. El proceso de crear una pieza me ayudó a visualizar cómo podía crear ideas para proyectos de arte. El mundo de la moda no es solo ropa, sino que hay que crear un producto y una marca alrededor de eso”.

“Mi misión es poner mi arte al servicio de los negocios en Puerto Rico. Me gusta mucho la versatilidad del arte y la capacidad de transformar espacios y convertirlos en lugares con identidad propia, que reflejen la originalidad que existe en el lugar y el espíritu de las personas que están ahí. Eso es lo que nos hace especiales”, profundizó.

Pensando en ello, Bueso Vadell pintó tres vistosos atardeceres en tres distintos salones de conferencia de las oficinas del periódico Metro, establecidas en Hato Rey.

En uno de los salones, la artista recreó la entrada a la isleta del Viejo San Juan, específicamente Paseo Caribe. En el segundo recreó la Milla de Oro en Hato Rey. Mientras que el tercer salón ostenta una ilustración que recrea la Universidad de Puerto Rico en Río Piedras.

“Pensé en tres lugares icónicos de Puerto Rico donde jóvenes profesionales pasan su diario vivir en el área metropolitana, y los colores están inspirados en Metro”, describió.

Explicó que los atardeceres se hicieron para identificar las diferentes salas. Las tonalidades empleadas fueron el emblemático verde de Metro y los colores amarillo y anaranjado.

“La ilustraciones fueron transformándose según iban surgiendo las ideas. Desarrollamos un concepto que representa el dinamismo del personal de Metro, de manera divertida, y haciendo algo inesperado para las áreas”, sostuvo.

Las ilustraciones se hicieron a mano y luego se escanearon para trabajar las transparencias que se proyectaron en el mural.

La artista empleó pintura de interiores y marcadores de acrílico para delinear las áreas.

Loading...
Revisa el siguiente artículo