Rector Ciencias Médicas defiende contratos

Aseguró que revisaría las cuantías salariales asignadas, aunque no quedó claro de cuánto sería la reducción o si se considera alguna cancelación

Por David Cordero Mercado

A pesar de que varios de los individuos contratados por el rector interino del Recinto de Ciencias Médicas (RCM) de la Universidad de Puerto Rico (UPR), Segundo Rodríguez, como asesores o como parte de su equipo de confianza, han sido mencionados en casos judiciales, el doctor que aspira a ocupar el cargo en propiedad defendió ayer las contrataciones.

“En momentos de retos es importante contar con un equipo de trabajo que tenga las credenciales profesionales, la experiencia y la visión administrativa necesaria para fortalecer la labor que el recinto realiza en beneficio de la comunidad universitaria a la que sirve y al país”, expresó Rodríguez en declaraciones escritas a Metro.

El Recinto enfrenta una reducción de hasta $2.5 millones, cuando la Junta de Control fiscal (JCF) apruebe el plan fiscal de la UPR en septiembre. En contraste, el rector interino del RCM comenzó el año académico otorgando jugosos aumentos salariales y contratos de asesoría a figuras que, en el pasado, han sido mencionados en procesos judiciales, como Luis A. Rivera Rivera, exalcalde novoprogresista de Comerío, y Eduardo “Tito” Laureano, exayudante especial del exgobernador Pedro Rosselló. Estas figuras nunca fueron acusadas formalmente en ningún caso judicial.

“En momentos de retos es importante contar con un equipo de trabajo que tenga las credenciales profesionales, la experiencia y la visión administrativa”, Segundo Rodríguez

“Como catedrático, exdirector del Departamento de Cirugía del RCM, médico cirujano del Centro Médico y, ahora, rector interino, conozco de primera mano las necesidades y recursos necesarios para mejorar el sistema y el servicio a nuestros estudiantes y pacientes”, sostuvo Rodríguez en las declaraciones.

Ante la publicación de los contratos, el rector interino aseguró que determinó revisar las cuantías salariales que establecen los documentos, aunque no quedó claro hasta qué punto se reducirán o, incluso, si se consideraría la cancelación de alguno de los acuerdos.

“Durante una conversación sostenida con el licenciado Walter Alomar, presidente de la Junta de Gobierno, de la Universidad de Puerto Rico, le notificamos nuestra determinación de revisar las cuantías de los contratos por servicios profesionales que han sido objeto de discusión pública”, apuntó Rodríguez. “Ello con el propósito de continuar contribuyendo a las economías de la institución”, añadió.

Metro mantuvo vigente una petición de entrevista para aclarar interrogantes pendientes.

Por su parte, el Comité Ejecutivo de la Junta de Gobierno de la UPR hizo un llamado a la “prudencia en el manejo de las finanzas” y cumplir con las “políticas institucionales de ahorro”.

“La Junta de Gobierno ha enfatizado que hoy, más que nunca, se requiere prudencia en el manejo de las finanzas de la Universidad de Puerto Rico. Esperamos que, tanto la Administración Central como todos los rectores, sean juiciosos y responsables al momento de tomar decisiones que impactan a sus unidades y a la institución en general”, sostuvo en declaraciones escritas. “Confiamos en que se tomen las acciones necesarias para cumplir con las políticas institucionales de ahorro que nos hemos impuesto”, concluyó el documento.

Loading...
Revisa el siguiente artículo