Increíble historia del joven que se salvó de ataques de un tiburón, oso negro y una serpiente

Parece que Dylan McWilliams tiene siete vidas

Por Camilo Henríquez

Cuando a alguna persona le ocurre un accidente serio, casi siempre escuchamos la frase “no la cuenta dos veces”.

Sin embargo, para Dylan McWilliams ese “dicho” no aplica, ya que en los últimos 4 años se ha salvado tres veces de la muerte.

El joven de 20 años posteó en su cuenta de Facebook varias fotos que muestran como le quedó una pierna luego de ser atacado por un tiburón en Hawai, señala ABC News.

McWilliams estaba remando para tomar unas olas cuando sintió un gran dolor y tras “bajar” la mirada vio un montón de sangre y a un tiburón tras sus pasos.

El joven relata que comenzó a patearlo de forma desesperada y como pudo regresó hasta la playa. “La parte más aterradora fue volver a ‘nadar’”, reconoció.

Tras llegar a la orilla, McWilliams fue ayudado por otros turistas antes de ser llevado al hospital para tratar la herida que requirió sutura.

Esta, eso sí, no es la primera vez que Dylan “escapa” de la muerte, ya que hace apenas 7 meses fue atacado por un oso negro mientras se encontraba acampando con un grupo de amigos en Colorado.

“Me agarró la parte de atrás de la cabeza y comenzó a tirar. Me dejó caer y me pisoteó un poco”, apuntó el joven, tras explicar que el animal se alejó luego de que el resto de sus amigos lograran asustarlo.

Luego del “encuentro” con la bestia, Dylan terminó nuevamente en un centro asistencial, donde le pusieron 9 grapas en el cuero cabelludo.

El joven, además, hace tres años y medio, se había “enfrentado” a una serpiente de cascabel, indica Fox News.

En dicha ocasión McWilliams fue mordido, pero la serpiente sólo le inyectó una pequeña cantidad de veneno por lo que no tuvo mayores complicaciones.

"Mis padres están agradecidos de que aún estoy vivo”, fue la conclusión del muchacho que asegura que seguirá disfrutando la vida y de estar al aire libre.

Loading...
Revisa el siguiente artículo