Se inyectaba aceite en los brazos para romper récords y ahora le pide a Dios morir porque no soporta el dolor

El diámetro de los brazos de Kirill Tereshin llega a los 60 centímetros.

Por Camilo Henríquez

Kirill Tereshin se hizo conocido por sus “espectaculares” músculos, con los que pretendía romper todos los récords.

Sin embargo, el joven de 21 años no había logrado esa musculatura en el gimnasio, sino que se inyectaba una mezcla compuesta por aceite de oliva, alcohol bencílico y lidocaína, señala TN.

En las redes sociales Kirill publicaba su evolución, pero ahora cambió y muestra lo que está sufriendo.

“Pido a Dios que el alma salga de mi cuerpo, no puedo aguantar el dolor”, dijo el joven al diario ruso MK.

Los brazos de Kirill llegaron a tener un diámetro de 60 centímetros y según los médicos incluso podría llegar a sufrir la amputación de sus extremidades superiores.

El joven está tomando medicamentos y constantemente se aplica hielo, sin embargo no tiene mucho alivio y debido a los dolores cree que va a morir pronto.

Loading...
Revisa el siguiente artículo