A evaluación el martes marihuana medicinal

La medida propuesta por el ejecutivo, que será considerada en la sesión del Senado esta semana, no es satisfactoria para algunos activistas

Por Ronald Ávila Claudio

A la vuelta de la esquina. Así está el Proyecto del Senado 340, que busca reglamentar el uso del cannabis medicinal  en la isla, pues la pieza legislativa —según el vicepresidente de la Cámara alta, Larry Seilhamer– se verá este martes en la sesión de la una de la tarde.

De acuerdo con el legislador, está por verse si el Senado concurrirá con las enmiendas que promueve la Cámara de Representantes al proyecto, impulsadas en su mayoría por la representante María Milagros Charbonier, presidenta de la Comisión de lo Jurídico.

“No te puedo anticipar cuál será el producto final. Yo sí he escuchado de las enmiendas propuestas en Cámara, pero no te puedo confirmar si nosotros (el Senado) vamos a concurrir con la pieza. Yo, personalmente, la favorezco. Es un proyecto del Gobierno, pero sé que hay senadores que son demasiado conservadores”, dijo a Metro el legislador.

Sin embargo, reiteró que la pieza tiene que ser aprobada.

“Tenemos un compromiso de aprobar el proyecto y no puede ser un proyecto con tantas trabas porque pierde su esencia”, destacó Seilhamer.

Mañana la oficina del senador estará evaluando la pieza, según indicó a este medio él mismo.

El Proyecto 341, entre otros aspectos, prohíbe que los pacientes tengan acceso a la flor del cannabis y reitera la posición de la administración actual de criminalizar el uso recreacional del producto.

Señala que el uso del cannabis medicinal solo será en espacios privados y podrá ser recomendado por médicos que estén debidamente certificados por una Junta Reglamentadora.

Dicha junta estaría compuesta por los secretarios de Salud, Hacienda, Agricultura, Desarrollo Económico y Comercio y un miembro nombrado por el gobernador.

El ente expedirá licencias tanto para los pacientes que deseen usar el medicamento como para los médicos que estén cualificados para recomendarlo. También entregará licencias para el cultivo, investigación, manufactura, laboratorios, dispensarios y transporte del cannabis.

Insatisfacción por lo que se aprobará

La medida, que en el Senado está bajo la consideración de la Comisión de Relaciones Federales, presidida por Thomas Rivera Schatz, no cumple con las expectativas de los activistas.

Pedro Colón Almenas, quien es parte de la organización Intercambios Puerto Rico, ente que administra la página web  de educación sobre cannabis Despenalizacion.org, dijo a este medio que le preocupa que la ley a aprobarse esté altamente relacionada con una visión de “mercado y no esté centrada en el paciente”.

“Al prohibir la flor, este proyecto lo que hace es darles completo control del producto solo a las farmacéuticas y a unos pocos dispensarios. Están monopolizando el cannabis”, afirmó Almenas.

“Ya en 15 estados tú puedes cultivar tu propia medicina con un promedio de seis matas en el patio de tu casa o en el interior y vemos que en Puerto Rico no se le está dando esa alternativa al paciente”, agregó.

Por otra parte, Colón denunció que actualmente el Gobierno se está tardando “hasta seis meses” en otorgar las licencias de cannabis medicinal a los pacientes, conforme al reglamento aprobado por el Departamento de Salud el cuatrienio pasado, bajo la orden ejecutiva de Alejandro García Padilla.

“Ellos se comprometieron (el Gobierno) a continuar con el reglamento en lo que se aprobara la ley”, sostuvo Colón.

Sin embargo, aunque tiene reparos con la legislación que se analiza ahora mismo, sentenció que es un primer paso para cambiar el imaginario puertorriqueño en torno al uso de la planta del cannabis.

“Nos saca del hoyo del prohibicionismo”, concluyó.

Loading...
Revisa el siguiente artículo